La batalla antinuclear de O Morrazo

Políticos locales participaron en 1981 y1982 en las protestas contra los vertidos radioactivos en la fosa atlántica

 
Enviar
Imprimir
Aumentar el texto
Reducir el texto
La primera expedición contra los vertidos nucleares en la fosa atlántica se realizó en 1981 en el
La primera expedición contra los vertidos nucleares en la fosa atlántica se realizó en 1981 en el "Xurelo" con 14 personas a bordo.  X. Castro

Hace 30 años, barcos holandeses vertían en la fosa atlántica incontables bidones de residuos radioactivos en un cementerio nuclear, a 300 millas de Fisterra, cuyo estado nunca ha sido objeto de investigación por los países contaminantes. Aquellos vertidos se paralizaron en 1983 después de dos años de protestas que comenzaron con el emblemático viaje del pesquero de Ribeira "Xurelo" a la zona cero. A bordo iba el ex concejal moañés de Esquerda Galega, Manuel Méndez. En la segunda expedición en 1982 participó el alcalde Xabier Abalo a bordo del "Sirius" de Greenpeace

CRISTINA GONZÁLEZ - CANGAS España está en pleno debate por la ubicación en tierra de un Almacén Temporal Centralizado (ATC) para residuos nucleares y a la memoria de los morracenses vuelven las imágenes de aquellas protestas entre 1981 y 1982, en las que la comarca participó activamente contra el vertido por parte de barcos holandeses de miles de toneladas de basura radioactiva en bidones que se estaban arrojando al mar sin control en la fosa atlántica, a 300 millas de las costas gallegas. "En Esquerda Galega puxémonos en contacto con Greenpeace para propoñer unha expedición á Fosa Atlántica e demostrar a opinión pública europea e mundial que se estaba contaminando gravemente o mar cos residuos radioactivos. Trataríase de que representantes dos concellos da costa galega embarcaran fletando algún barco rumbo a aquel lugar xunto co barco da organización ecoloxista Sirius", recuerda el profesor moañés y ex concejal de EG, Manuel Méndez, que participó en septiembre de 1981 en la primera expedición a la zona de los vertidos a bordo del pesquero "Xurelo".
La formación de Anxo Guerreiro propuso la iniciativa a varios concellos de la costa, pero sin éxito. Sólo hubo receptividad en la Cofradía de Ribeira "e alí ofreceuse para ir Ánxel Vila, o patrón e propietario do Xurelo, un palangreiro de madeira, con parte da súa tripulación e os víveres e combustibles necesarios para estar unha semana no mar". A bordo del "Xurelo", además de los cuatro tripulantes del pesquero, dice Manuel Méndez, iba una expedición formada por los representantes de Esquerda Galega y tenientes de alcalde de los concellos de Vigo, Paco García; de A Coruña, Gonzalo Vázquez Pozo; el propio Méndez, por Moaña; y periodistas y fotógrafos como Xosé Castro y Xurxo Lobato, los ecologistas de la Sociedade Galega de Historia Natural, Enrique Álvarez y de Natureza, Roxelio Pérez Moreira -hoy profesores de Universidad; y el escritor y periodista Manuel Rivas. El barco partió el lunes 14 de septiembre de Ribeira con la advertencia de la Comandancia de Marina de que la tripulación no estaba enrolada legalmente, ni autorizados, por lo que se debería regresar a puerto: "Pero despois da repercusión que xa tivera aquela expedición e das discusións, a Comandancia comunícanos que non prohibía a viaxe e que a volta xa se estudiarían as sancións. A alegría foi inmensa", recuerda Méndez.
El "Xurelo" esperaba en altamar al barco "Sirius" de Greenpeace, pero se averió en el puerto inglés de Plymouth y no les pudo acompañar: "La única esperanza sois vosotros" les dijo textualmente el responsable de Greenpeace, Remí Parmentier.
Méndez recuerda que el pequeño barco se movía sin parar y que la primera cena a bordo fueron sardinas con cachelos. La travesía duró una semana hasta el regreso a puerto el sábado 19 tras localizar, pese a los escasos medios que portaban (un rádar, una carta marina con las coordenadas de la fosa atlántica y poco más), a los dos barcos holandeses "Louise" y "Kirstem" vertiendo los bidones, fotografiarles y realizar un vídeo. "A convivencia coa tripulación e especialmente con Ánxel Vila, foi extraordinaria. Nós admirabámolo e el estaba orgulloso da nosa valentía e atrevemento por querer ir denunciar aquela contaminación que se estaba producindo desde había varios anos frente as nosas costas".
Cuando por fin se ponen entre los cargueros haciéndoles fotos y grabando un video de las descargas de miles de barriles "a nosa satisfacción era inmensa porque desde terra nos comentaban a enorme repercusión que tiña a nosa protesta. Eran as primeiras imaxes que se poderían ver en Europa. Alí, na fosa atlántica, aproximouse a nós unha fragata holandesa que protexía a operación dos vertidos e os seus tripulantes quedaron alucinados ao ver a un pequeno cascarón debaixo dos cargueiros e deles mesmos".
El periodista Manuel Rivas escribía en FARO DE VIGO tras la expedición: "Era a 1.30 da madrugrada do xoves 17. Denantes de deitarme nun catre do rencho...Rastraeramos toda a zona sen éxito e na expedición había impaciencia e desacougo. Ánxel apuraba "ducados" tras "ducados" cos ollos postos no radar
-As veces vólvese a terra sen peixe. Pero o peixe estaba alí. Presentouse en forma de dous puntos luminosos no radar. Estaba alí. Tiñan que ser o "Louise"e o "Kirstem"...Cara as oito da máñan comenzouse a abrir o día e a brétema...emproaron cara a nós e en cuestión de minutos encontramonos emparedados, a uns 50 metros de cada un deles...Os fotógrafos andaban o seu, concellais e ecoloxistas erguían bandeiras, botaban froles o mar e cantaban un entrecortado Himno Galego como impotente símbolo de protesta...Eu trataba de enfocar unha cámara de vídeo. Xuro que naquel intre asomou das augas a testa dun caldeirón. E alguén sinalou na lonxanía un puntiño gris. A miniatura resultou ser unha fragata de máis de cen metros que se situó a babor, a popa, logo a estribor. .Mirade, ten cañóns!
-Que esperabas que tivera? Tirachinas? Aquel obsequio da civilizada Holanda chamábase "Pyet Hein" e oficiais e mariñeiros tiraban de prismáticos para analizar a extraña tribu que lles facía cortes de mangas e berraba: ¡Viva a humanidade! Esa extraña tribu eramos nós".
Al año siguiente, en agosto de 1982, fueron a la fosa atlántica cuatro barcos: O Arousa, O Pleamar, O Sirius y también o Xurelo con cargos políticos del PSOE, BNG, EG, EU, periodistas y ecologistas. Esquerda Galega decidió realizar una serie de protestas en Bélgica y Holanda coordinada con ecologistas de Brujas. Se realizó una expedición en varios coches y entre los participantes estaban la mujer de Méndez, Elisa de la Peña; Aurora Plata, Amada Traba, Camilo Nogueira, Fachal y Paco Lores, entre otros.
La representación gallega repartió octavillas en la plaza Dam de Amsterdam, participó en un mitin electoral en Boxtel discutiendo con la secretaria de Medio Ambiente de Holanda y se encadenaron en varias embajadas y en otras acciones como la paralización de un tren, junto con ecologistas belgas, que trasladaba un cargamento de bidones con residuos nucleares al puerto militar de Zeebrugge para embarcarlos con destino a la fosa atlántica. Algunos fueron detenidos y casi todos expulsados del país, recuerda Méndez, allí presente. En 1983, los países europeos tomaron el acuerdo de prohibir depositar los residuos en el mar: "A utopía fíxose realidade e demostrouse que o posible é máis do que podemos imaxinar". Méndez asegura ahora que, aún estando en contra del uso de la energía nuclear, los residuos hay que depositarlos en tierra, en lugares seguros y superprotegidos: "Os nosos gobernantes teñen que xestionar e decidir cal é o lugar máis apropiado e non tirarse a pelota uns a outros". También entiende que la fosa atlántica debería ser objeto de un estudio por parte de los países que depositaron los bidones, sometidos a unas fuertes presiones a 4.000 metros de profundidad.

COMPARTIR
 
galería: los mejor y peor vestidos

TAL DÍA COMO HOY SE PUBLICABA EN FARO...
  Encuestas de actualidad
¿Está justificada la subida de la edad de la jubilación?
  Sí
  No
Votar »
 
RESULTADOS ACTUALES
16%
No 84%
 
Ver más encuestas »
  CONÓZCANOS:  CONTACTO |  FARO DE VIGO |  LOCALIZACIÓN Y DELEGACIONES |  CLUB FARO DE VIGO     PUBLICIDAD:  TARIFAS |  CONTRATAR  
farodevigo.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de farodevigo.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 


  Aviso legal
  
  
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca  | Empordà  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad 2009