09 de noviembre de 2016

Investidura

09.11.2016 | 02:16
Investidura

Preparar y pronunciar un discurso de investidura cuando te respalda una amplia mayoría absoluta en el Parlamento y se trata de la tercera legislatura consecutiva debe ser algo así como cuando el Real Madrid enfrenta el partido de vuelta de una eliminatoria en casa habiendo ganado 5 a 0 en el de ida. Toca jugar a no complicarse la vida. Y eso ha hecho el candidato Núñez Feijóo.

Probablemente, no será un discurso que pase a los anales de la historia por su contribución a la oratoria ni a la planificación estratégica; pero no hay estridencias ni errores significativos y contiene elementos destacables y valiosos. El más importante de ellos: la llamada al diálogo y consenso. El PP no lo necesita para gobernar. Pero los gallegos sí. Porque tenemos pendientes retos que exigen trabajar de forma conjunta durante mucho tiempo: demografía, uso del suelo, paisaje, sistema de innovación? son asuntos de país vitales y que no podemos seguir orillando o afrontando al albur de los cambios de gobierno. Haría mal la oposición si rechazase sin más esa oferta de diálogo y consenso. Porque sabemos que en muchas cuestiones el consenso sobre lo que toca hacer y cómo es posible. Por supuesto, en otras no lo es. Por tanto, sometamos al diálogo constructivo las primeras y concentremos la disputa partidista en las segundas.

En segundo lugar, los compromisos de rías saneadas y paro en un dígito a finales de década (y de la legislatura) serían dos resultados magníficos. Porque ambos son muy relevantes para el bienestar de los gallegos. Pero ninguno va a ser fácil. El desempleo está todavía lejos del 10% y el saneamiento de las rías exige actuaciones clave como la nueva depuradora de Santiago de Compostela, que están estancadas desde hace más de un lustro. Las consellerías del ramo van a tener que aplicarse a fondo.

*Director del Foro Económico de Galicia

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Suscriptor | Opinión

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Los disfraces del inspector Clouseau

Aunque lo parezca, está visto que Mariano Abalo, ese inefable...

 
 

ANXEL VENCE

Coche y cónyuge duran casi lo mismo

A los españoles les dura el coche una media de doce años y la esposa...

 
 

MERCEDES GALLEGO ESPERANZA *

La iconografía de la Inmaculada en la catedral de Ourense

El 8 de diciembre de 1854 el Papa Pío IX proclama el Dogma de la...

 
 

Unos callos constitucionales

Como somos constitucionales porque tenemos memoria de lo que España...

 
 

FRANCISCO GARCÍA PÉREZ

La muerte de la palabra

La palabra ha dejado de existir, tengo el disgusto de anunciarlo. Sigue habiendo palabras, ya...

 
 

MARTIÑO RIERA*

Educar no rima con maleducar

En la última década se han producido avances importantes en el mundo...

 
 
Enlaces recomendados: Premios Cine