Viejo sueño expansionista de la Gran Rusia

23.04.2014 | 01:50

El paneslavismo -una doctrina de extremo nacionalismo- fue un sueño, sueño de consecuencias terribles, de la Rusia Imperial. Al amparo de un desordenado romanticismo se escondía una calculada política expansionista. Con menos romanticismo e igual pragmatismo, la Revolución de Octubre recuperó su aliento, entonces bajo la consigna de "exportar la revolución". Desde los más variados ocultamientos, el paneslavismo ha sido un permanente ariete de la política exterior de la Gran Rusia, sea esta imperial, soviética o desde su peculiar conversión democrática.

No nos equivoquemos. La Guerra Fría, en cuanto a la confrontación comunismo-democracia, ha pasado a la historia. El escenario que hoy confrontamos en la Europa Oriental es el del expansionismo ruso aupado por un exacerbado sentimiento de pertenencia -Oh, sentimiento, cuántos crímenes se cometen en tu nombre, que pretende violar las normas internacionales de convivencia y de respeto de las fronteras.

El 1 de septiembre de 1939 -después de hacerse con Austria y los sudestes checos- Hitler invadió Polonia y bombardeó la ciudad autónoma de Danzig, pretextando la protección de la minoría alemana, cuando en realidad buscaba despejar el corredor que uniría a la gran Alemania y hacerse con el acceso a los puertos del mar Báltico.

Ahora la Gran Rusia, al aludir la defensa de la minoría rusa, se dispone, poco a poco, a la recuperación del viejo sueño expansionista. Como en Danzig se alienta y arma a esas minorías para escindir al Estado Ucraniano y, por supuesto, a continuación solicitar su incorporación a la Federación Rusa. Como en Crimea. Lo cierto es que Europa Oriental vive con miedo. Los estados bálticos viven con miedo. Transilvania y Moldavia viven con miedo. Un miedo que no se lo quitan de encima las tímidas respuestas de la Unión Europea o desde Washington. Viven con el miedo a un nuevo pacto de Múnich.

Destino manifiesto.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Suscriptor | Opinión

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

JAVIER SÁNCHEZ DE DIOS

La imagen

Probablemente, lo peor de lo que ha ocurrido estos días con el overbooking de visitantes a las...

 
 

Cánovas, Rodrigo, Adolfo y...

Mi amigo Paco García, que vive en Gijón dedicado a altos menesteres...

 
 

ANXEL VENCE

Maridos de la muerte

Enamorados de la muerte ajena e incluso de la suya, los soldados de la Guerra Santa acaban de...

 
 

FERNANDO SCHWARTZ

El horror

La naturaleza de la mezquindad humana

 
 

PEDRO DE SILVA

En la inopia, me temo

¿Estaremos en guerra? Veo la foto de dos soldados libaneses en lucha contra el ISIS...

 
 

FRANCISCO SOSA WAGNER

Sexismo en la música

El regreso de la censura en los bailes de verano

 
 
Enlaces recomendados: Premios Cine