ÚLTIMA HORA
Identificado Younes Abouyaaqoub como el conductor de la furgoneta del ataque en La Rambla

Cuatro Cosas

Paco Vedra

10.03.2013 | 02:23

Pues sí, sí, fratres: los genios del montepío -que muchos no tiene, es verdad- no tendrán más remedio de echar el resto para explicarle a la gente de por aquí cómo puede ser que lo que O Noso Presidente vetó en su día, la unión casi hecha de la caja del norte con la de Madrid -porque no era patriótico, ¿recordáis?- pueda hacerse ahora, solo que con Bankia y tras haber destruído el sistema financiero gallego. Vaya papelón -como dice el Lord Mariano a Rubalcaba- cuando lo explique. Porque tendrá que explicarlo. O no. ¿Eh?

Ya puestos, avecilla le preguntó a un amigo suyo de la Universidad Complutense, ahora diácono del Pepé en Génova -y que practica estos días la pesca submarina-, cómo se va a tratar, de paso, el hecho de que Gayoso apostaba por un SIP de Caixanova con otras de medio tamaño, en su inmensa mayoría supervivientes. Y si se preguntó, por ejemplo, cuando Rodrigo Rato almorzó en el Monte Pío,el motivo por el que eso también se vetó y a su proponente se le nombró maldito oficial del Reino. Ojito.

La hipótesis, de la que FARO dió cuenta el friday, no va a satisfacer ni a los del lobby del norte -que no dan una en el clavo: parece un gafe- ni a los que jugaron a cargarse la caja del sur para controlar el país desde arriba apoyados en el eje Madrid-Valencia y con la bendición apostólica de la curia, y ahora habrán de pedir indulgencia plenaria. Aunque siguen confiando, allá en el rancho grande, que Martita, ahora no desde el Monte sino la cercanía del Valle -de los Caídos- continúe ejerciendo de protectora. Y olé.

Otra cosa. Anacleto insiste en que no perdáis de vista el mundo de los tribunales en este lado del alto de Pedrafita. Pero no porque se vaya a convertir en una especie de pasarela por la que circularán muchos famosos -que sí, parece que lo será- sino más bien porque las corrientes que en él existen acabarán por producir chispas y hasta puede que algún cortocuito. Y no se trata de hablar en clave, sino de ir avisando para que nadie se quede sin sitio para ver el espectáculo. Que, como pasa con las meigas, haberlo, haylo. Yes.

Suscriptor | Opinión

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

PEDRO DE SILVA

El dolor no nos debe hacer ingenuos

Quien suponga que las respuestas y reacciones ante los criminales...

 
 

JOAQUÍN RÁBAGO

Barcelona, ciudad abierta

Todo lo que la capital catalana tiene y debe conservar

 
 

EDUARDO JORDÁ

Lo que haremos las buenas personas

Comportamientos previsibles que siguen a todo golpe del terrorismo

 
 

CAMILO JOSÉ CELA CONDE

Libros sobrevalorados

Un escritor joven, muy prolífico en las redes sociales, ha sacado la lista de diez obras...

 
 
Enlaces recomendados: Premios Cine