El gran buscador

07.04.2008 | 02:00

PEDRO DE SILVA

El actual Papa advierte en su antecesor Juan Pablo II rasgos sobrenaturales. Curiosa, la vinculación entre la santidad y el don del milagro, una especie de línea que separa lo humano de lo divino. Es evidente que el Papa Wojtyla buscó hasta la desesperación el prodigio, como prueba de que formaba parte del club de los elegidos, y, de paso, como prueba de la misma existencia del Gran Elector. Creyó ver ese prodigio en el atentado del que salió vivo, y quiso saber más de su agresor, al que visitó en la cárcel, para ahondar en sus ojos. Intentó vincular ese episodio (y el de la propia "conversión" de Rusia) con las visiones de Fátima. En el último tramo de su vida apuró al límite sus fuerzas, en busca de una muerte heroica, una frontera en la que suelen ocurrir cosas. Sin embargo, es muy arriesgado conjeturar sobre el resultado, pues el Espíritu sopla donde quiere (Juan, 3,8) y no contra pedido.

Suscriptor | Opinión

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Consecuencias de la falta de aparcamiento

El concejal del PSOE de Cangas, Alfredo Iglesias, no llegó al minuto...

 
 

Alea jacta est, Roma!

YO ROMA, ROMA MÚSICA. Anoche estuve escuchando a la tuna en la Plaza Mayor de Salamanca, pero...

 
 

DANIEL CAPÓ

9 de agosto de 1942

Una regla universal nos dice que, casi en cualquier ámbito, las personas excepcionales son...

 
 

EUGENIO FUENTES

Tácticas nuevas para viejas redes

Los atentados por atropello o apuñalamiento no se inventaron en Niza...

 
 

J.M.EGUILETA*

As pontes sobre o río Miño

A historia dun territorio ten moito que ver coa das súas pontes. Iso lle contaba ao equipo da...

 
 

JOSÉ MARÍA PÉREZ ÁLVAREZ (CHESI)

Veranos

Para Luis Rebolledo El verano es un buen tiempo para recuperar la medida del mundo, salvo que...

 
 
Enlaces recomendados: Premios Cine