Ander Elosegi deja pasar otra gran ocasión de medalla

El irrundarra finaliza octavo en C1 slalom con un tiempo superior que en la semifinal

10.08.2016 | 02:30
El irundarra Ander Elosegi, durante la prueba de ayer. // Iván Alvarado

Por tercera edición consecutiva, el irundarra Ander Elosegi se quedó sin la recompensa gloriosa del podio olímpico, al acabar octavo en la final de C1 de piragüismo slalom de Río 2016.

Elosegi había sido cuarto en Pekín 2008 y en Londres 2012 y había renovado su sueño tras un ciclo olímpico nada fácil y, sobre todo, con una magnífica actuación en la semifinal, en la que fue segundo.

Partía con el cuarto peor puesto del ránking internacional entre los finalistas, pero con unas sensaciones extraordinarias en un canal que le gusta mucho, que va mucho con sus condiciones, y sobre todo con ese segundo puesto que reforzaba sus ambiciones.

Entre la semifinal y la final, el irundarra ratificaba que su intención era corregir los errores que había cometido en la primera bajada y luchar al máximo por acceder a su sueño de podio, lo mismo que ansiaban sus cinco amigos de cuadrilla que estaban en los graderíos de la instalación olímpica brasileña.

En cambio, ocurrió lo contrario. Su bajada no fue tan limpia y buena y aunque su tiempo fue muy similar cometió dos errores, tocó dos puertas, y fue penalizado con otros cuatro puntos y se diluyeron sus opciones ante la progresión y mejoría de sus rivales.

Elosegi, que partió en la semifinal en la séptima plaza, marcó un crono de 97.93, con el que ya se aseguró su clasificación para la lucha por las medallas.

Pero la fiabilidad y solvencia de dicho descenso no se vio corroborado una hora después en la final (101.27), en la que casi todos mejoraron sus cronos salvo, sorprendentemente, el gran favorito, el británico David Florence, que acabó último, y el alemán Sideris Tasiadis, ganador de las series y la semifinal, que cayó hasta el quinto puesto.

La esperanza francesa, Danis Garbaud Chanut, precedió en la bajada de la final al español y protagonizó una actuación portentosa que le reportó el oro con 94.17 para recoger el testigo como campeón olímpico de un mito de este deporte como su compatriota Toni Estanguet.

El eslovaco Matej Benus, considerado por Elosegi como uno de los principales aspirantes, rozó el oro con una gran final, pero el tiempo de 95.02 al menos le concedió la plata en representación de uno de los países con mayor tradición en esta modalidad.

La gran sorpresa de la prueba fue el japonés Takuya Haneda, decimocuarto en la cita olímpica de Pekín y séptimo en la de Londres, que se coló en el tercer peldaño del podio, con 97.44, tras una buena bajada y el fallo de otros de los aspirantes.

El slalom español tendrá aún otra baza, la principal, la de Maialen Chourraut, que luchará mañana, jueves, por volver a estar en el podio después del bronce conseguido en Londres 2012 en K-1 y que en su caso puede ser el broche a un ciclo en el que ha sido madre y ha vuelto a la elite con regularidad en las grandes competiciones.

Superado el susto de la primera ronda, en la que se jugó su continuidad en la segunda bajada, la donostiarra Chourraut llega reforzada por haber superado ese momento tan crítico.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine