El Estado Islámico demuele la mezquita en la que su líder proclamó el califato

La voladura del templo, del siglo XII, es una "declaración oficial de derrota", según las fuerzas iraquíes, a punto de tomar Mosul

23.06.2017 | 02:09
El minarete de la mezquita, destruido. // Reuters

El primer ministro de Irak, Haidar al Abadi, interpretó ayer la demolición de la mezquita de Al Nuri, en la ciudad de Mosul, como una "declaración oficial de derrota" por parte del Estado Islámico (EI). Mosul, asediada desde hace semanas por fuerzas iraquíes asistidas por bombardeos de la coalición internacional, es el principal feudo de la organización yihadista en Irak.

Los terroristas volaron la mezquita, del siglo XII, y su minarete inclinado, conocido como Al Hadba, "el jorobado", cuando las fuerzas asediantes se encontraban a 50 metros del edificio, que iba a ser tomado en las horas siguientes. La comunidad internacional ha condenado su destrucción y la UNESCO mostraron ayer su "disposición a ayudar, restaurar y rehabilitar el patrimonio cultural (de Irak) cuando sea posible", esto es, cuando la ofensiva contra el EI, concluye.

La mezquita de Al Nuri, de gran valor simbólico para el EI, es el lugar donde el líder del grupo, Abu Bakr al Bagdadi, proclamó un califato a caballo entre Irak y Siria el 29 de junio de 2014, en su única aparición hasta la fecha. El Gobierno ruso volvió a decir ayer que es "muy probable" que Al Bagdadi muriese en un ataque aéreo de su aviación el pasado 28 de mayo. Sin embargo, el líder yihadista ya ha sido dado por muerto en otras ocasiones, sin que su organización confirmara el fallecimiento.

Por otra parte, un comandante de las fuerzas que asedian Mosul, el general Abdelgani al Asadi, dijo a "Efe" que los yihadistas se concentran actualmente en la zona de Al Maidan, junto al río Tigris, en el casco antiguo, y que esa plaza será su "tumba".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine