Nuevo atentado en Turquía

Un ataque con coche bomba a un convoy militar en Ankara causa al menos 28 muertos

La explosión deja más de 60 heridos cerca de varios edificios oficiales -"Es un ataque contra toda la patria", subraya el viceprimer ministro, que no lo atribuyó a grupo alguno

18.02.2016 | 02:39
Un bombero habla por teléfono en el escenario de la explosión. // Reuters

Turquía vivió ayer una jornada sangrienta con un atentado con coche bomba perpetrado en una zona residencial de Ankara, donde un convoy militar fue atacado, causando al menos 28 muertos y 61 heridos, de acuerdo con un primer balance oficial.

El viceprimer ministro y portavoz del Ejecutivo islamista turco, Numan Kurtulmus, indicó anoche ante la prensa que este incidente es un "ataque contra toda la patria". A su vez, destacó que entre los fallecidos hay también varios civiles, aunque no precisó cuántos son ni atribuyó el ataque a grupo alguno.

El ataque tuvo lugar a las 16.31 GMT en una calle del centro de Ankara, a cientos de metros del cuartel general de las Fuerzas Aéreas turcas, del ministerio de Interior y del Parlamento.

El portavoz del Gobierno turco describió el ataque como "bien planificado" y prometió revelar todas sus conexiones en cuanto se investigaran".

El PKK, sospechoso

Una treintena de ambulancias llegaron en cuestión de minutos al lugar de hechos, mientras que las fuerzas del orden impidieron el acceso a los periodistas y las cámaras de televisión. Varios analistas turcos, entrevistados por las cadenas de televisión, apuntaron como principal sospechoso un comando del ilegal Partido de los Trabajadores de Kurdistán (PKK).

Aunque la guerrilla suele actuar sobre todo en el sureste del país, de mayoría de población kurda, la detonación de bombas al paso de convoyes militares, método habitual del PKK. El grupo volvió a la lucha armada en julio de 2015 tras romper una tregua y proceso de paz que había durado más de dos años. Desde entonces han fallecido cientos de guerrilleros y decenas de agentes de las fuerzas de seguridad turcas.

Debido al ataque, el primer ministro turco, Ahmet Davutoglu, decidió suspender su viaje previsto a Bruselas, donde hoy iba a participar en una cumbre de líderes europeos sobre la crisis de los refugiados, en la que Turquía tiene un papel clave.

También el presidente turco, el islamista Recep Tayyip Erdogan, canceló una visita oficial a la vecina Azerbaiyán.

Erdogan y Davutolglu tenían previsto asistir a noche a una reunión de seguridad en el palacio presidencial de Ankara a la que estaba convocada la cúpula del Gobierno, del Ejército y de los servicios de inteligencia.

En una primera reacción, Erdogan expresó sus condolencias a las familias de los fallecidos en el ataque y aseguró que "Turquía conseguirá superar también este ataque".

"Nuestra unidad, nuestra convivencia, nuestro futuro, y nuestra decisión a enfrentarnos a los ataques tanto dentro como fuera de nuestras fronteras, solo será reforzada por incidentes como este", aseveró en un comunicadocolgado en la página web de la presidencia.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine