Controles ante la ola de refugiados

Los socios reclaman suspender dos años la libre circulación de personas en la UE

-Austria exige la exclusión de Grecia de Schengen si no controla la linde con Turquía - El ministro español de Interior no ve necesario crear un cuerpo europeo de fronteras

26.01.2016 | 01:59

Los ministros de Interior de la UE reclamaron ayer a la Comisión Europea que prepare la base "legal y práctica" para activar el artículo 26 del código de fronteras Schengen, lo que permitiría a los Estados miembros que lo deseen prorrogar hasta un máximo de dos años los controles que ya están realizando siete de ellos en sus fronteras, como medida para frenar la masiva llegada de refugiados de Oriente Medio.

En la práctica, la medida supondría suspender durante dos años el principio de libre circulación de personas que rige en el "espacio Schengen", uno de los pilares del bloque comunitario.

Todavía ayer, el comisario de Interior e Inmigración, Dimitris Avramopoulos, sostenía que la continuidad del espacio sin fronteras Schengen "no está en riesgo"; ni siquiera por la propuesta de Austria de que Grecia sea excluida temporalmente del acuerdo de libre circulación de personas si no controla sus fronteras.

Pero el secretario de Estado de Seguridad holandés, Klaas Dijkhoff, dejó muy claro que "los plazos actuales no son suficientes para resolver esta crisis (la de los refugiados); por eso se ha evocado el artículo 26 y se ha pedido a la Comisión que ofrezca vías para continuar con las medidas nacionales (de control) que, desafortunadamente, son necesarias".

"Si la situación no cambia y sigue el riesgo serio para el orden público y para la seguridad interior, algunos Estados miembros, no digo cuáles, podrían mantener los controles en sus fronteras interiores más allá del tiempo previsto", dijo Avramopoulos.

La ministra austríaca de Interior, Johanna Mikl-Leitner, fue una de las más explícitas: si no se logra "proteger" la frontera exterior de la UE en su linde entre Grecia y Turquía, "entonces la frontera exterior de Schengen se trasladará hacia Centroeuropa".

Mikl-Leitner volvió a insistir en sus exigencias a Grecia, pero el ministro español de Interior, Jorge Fernández Díaz, consideró "políticamente inaceptable" e "irrealizable" la exclusión temporal de Grecia de Schengen. Además, dijo que España no necesita "para nada" un cuerpo europeo de fronteras.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
 
Enlaces recomendados: Premios Cine