México arresta a un líder narco y decomisa el mayor arsenal de armas de su historia

Detenido el jefe de "Los Zetas", cártel formado por ex militares de élite

09.11.2008 | 00:00
El narcotraficante Jaime González Durán, alias "Hummer", tras ser arrestado
El narcotraficante Jaime González Durán, alias "Hummer", tras ser arrestado

El Gobierno de México asestó ayer un doble golpe al narcotráfico con la captura de un líder del sanguinario grupo "Los Zetas", que controla al cartel del Golfo, y al incautarse del arsenal más grande hallado en la historia del país. Las dos acciones se realizaron en operativos por separado en la ciudad de Reynosa, en el norteño estado de Tamaulipas, en el que opera el cartel del Golfo. Este grupo mafioso, liderado por Humberto Lazcano (máximo jefe de "Los Zetas") y Eduardo Costilla, alias "El Coss", libra una sangrienta guerra contra el cartel enemigo del Pacífico, comandado por Joaquín "El Chapo" Guzmán, y contra las fuerzas armadas que persiguen a ambas bandas.
México está desgarrado por esa guerra sin cuartel que en los últimos tres años se ha cobrado ocho mil vidas, 4.300 de ellas en lo que va de este año.
En Reynosa, fronteriza con la ciudad estadounidense de McAllen (Texas), agentes federales detuvieron a Jaime González Durán, alias "El Hummer", uno de los fundadores de "Los Zetas", según informó el comisario interino de la Policía Federal Preventiva (PFP), Rodrigo Esparza. "Este es un golpe significativo a la estructura del cartel del Golfo, pues González Durán controlaba la distribución y trasiego de drogas, principalmente cocaína", puntualizó. "Hummer", añadió Esparza, ingresó a la Fuerza Aérea mexicana el 15 de noviembre de 1991, desertó el 24 de febrero de 1999 para unirse a Arturo Guzmán Decena y a Humberto Lazcano y formar el grupo "Los Zetas", brazo armado del cartel del Golfo.
"Los Zetas" es una temida banda fundada por ex militares que desertaron del Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales (Gafes), una unidad de elite del Ejército, y varios de los más sanguinarios crímenes, como el de doce decapitados en Yucatán, son atribuidos a esta organización. Durante años, este grupo ha sembrado el terror como brazo armado del cartel del Golfo, pero con la captura del capo Osiel Cárdenas y su posterior extradición a Estados Unidos en enero de 2007, el líder de "Los Zetas", Humberto Lazcano, se hizo con el control de una parte de esa organización, mientras que otra quedó en manos de "El Coss".
En otro operativo de fuerzas combinadas del Ejército y agentes federales fue capturado un arsenal compuesto por 500.000 cartuchos de diversos calibres, 278 armas largas, 126 armas cortas, cerca de 300 granadas y 86.740 dólares en efectivo.
El decomiso tuvo lugar en un barrio de Reynosa, donde se detuvo a tres personas presuntamente del cártel del Golfo, informó la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena). "Este es el decomiso de armas más grande en la historia de México", aseguró la titular de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO), Marisela Morales.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine