Karadzic recupera su antiguo aspecto y decide defenderse a sí mismo en La Haya

24.07.2008 | 00:00
 Cientos de manifestantes muestran en Belgrado su apoyo a Radovan Karadzic. /
Cientos de manifestantes muestran en Belgrado su apoyo a Radovan Karadzic. /

Boris Tadic asegura que el arresto muestra el compromiso de Serbia con las leyes internacionales

Snezana Stanojevic/Efe / Belgrado
El presunto criminal de guerra serbobosnio Radovan Karadzic ha decidido defenderse a sí mismo en el proceso ante la Justicia Internacional, con lo que seguirá la misma estrategia elegida antes por otros acusados, como el ex presidente serbio, Slobodan Milosevic, o el líder radical Vojislav Seselj. Eso sí, Karadzic contará ante el Tribunal Penal Internacional para la antigua Yugoslavia (TPIY) con la ayuda de un equipo de asesores, según informó ayer en Belgrado su abogado Svetozar Vujacic.
"Ha decidido defenderse sólo. Considera que será la mejor forma de defensa, porque está entusiasmado con la defensa de Seselj, según me ha dicho. Tendrá un equipo de consultores especialistas", declaró el letrado ante la prensa.
Seselj, líder del "ultra" Partido Radical Serbio (SRS), jurista de profesión, que se entregó de forma voluntaria en 2003 tras ser acusado de crímenes de guerra en Croacia, se resistió a cualquier posibilidad de que le sea impuesto un abogado de oficio. También el ya fallecido ex presidente serbio Slobodan Milosevic, acusado de genocidio, se había defendido sin asistencia legal ante el TPIY.
Vujacic aseguró que Karadzic "está lleno de fuerza y energía, de buena salud psíquica y física, optimista, seguro de que la Justicia y la verdad triunfarán, con la ayuda de Dios". El abogado, que visitó ayer a su defendido en la cárcel, declaró que Karadizc "está como nuevo, de aspecto igual que hace 14 años, afeitado, con el pelo cortado y, asombrosamente, no ha envejecido nada. Sólo está un poco más delgado".
Vujacic no excluyó que su defendido sea extraditado este fin de semana al TPIY, posibilidad anunciada por el portavoz de la fiscalía especial serbia de crímenes de guerra, Bruno Vekaric. No obstante, explicó que su objetivo es retrasar el proceso para que no pueda ser extraditado antes del lunes y su familia, que vive en Bosnia, pueda visitarle.

Última oportunidad
Sonja Karadzic Jovicevic, la hija del ex presidente serbobosnio, ha pedido al Alto Representante de la Comunidad Internacional en Bosnia, Miroslav Lajcak, que le permita visitarle en Belgrado. Karadzic Jovicevic espera que Lajcak dé su visto bueno a la visita para que puedan ir a verle "porque es la última vez" que tendrán esta oportunidad.
Por su parte, el presidente serbio, Boris Tadic, aseguró ayer que el arresto de Karadzic es el resultado del compromiso del nuevo Gobierno serbio con las leyes internacionales, además de ser una muestra de la voluntad de las autoridades serbias para atribuir responsabilidades individuales a los crímenes cometidos en la antigua Yugoslavia.

 
Enlaces recomendados: Premios Cine