Tratado

Europa espera con incertidumbre y suspense resultado del referéndum irlandés

12.06.2008 | 23:06
 Un cilista pasa junto al autobús de campaña por el "SI" para aprobar el Tratado de Lisboa en el referéndum.
Un cilista pasa junto al autobús de campaña por el "SI" para aprobar el Tratado de Lisboa en el referéndum.

Europa espera con incertidumbre y suspense el resultado del referéndum en Irlanda sobre el Tratado de Lisboa, ya que el recuento no comienza hasta mañana, cuando se conocerá la suerte de un texto considerado clave para una Unión Europea ampliada a 27 países.

El veredicto de las urnas se anunciará a media tarde de un viernes y 13, una coincidencia que quizá ponga nervioso a más de uno en la supersticiosa Irlanda, el único país comunitario en el que se usa la vía del plebiscito para refrendar la reforma de la que un día fue Constitución Europea.

Los más pragmáticos preferirán centrarse en el único dato que, dado el empate técnico que reflejaban los sondeos entre el "sí" y el "no", puede dar alguna pista sobre el resultado del plebiscito, es decir, el del índice de participación.

A última hora de la tarde, la afluencia a las urnas -estaban llamados más de tres millones de votantes- se situaba en torno al 25 por ciento, más alta en las zonas urbanas que en las rurales y entre las clases medias que entre las trabajadoras, en línea con las anteriores consultas.

No obstante, se espera que la abstención, principal enemigo del "sí", no llegará al nivel registrado en el primer plebiscito sobre el Tratado de Niza en 2001, cuando apenas un 34,7 por ciento de los ciudadanos ejerció su derecho al voto y acabó rechazando ese texto.

En esta ocasión, los centros electorales, que abrieron las 06.00 horas GMT del jueves, no cerrarán sus puertas hasta las 21.00 horas GMT para tratar así de obtener el voto de los más rezagados o de los trabajadores que regresan a sus domicilios.

Quedará por ver si el Gobierno y sus aliados durante la campaña del referéndum -los principales partidos de la oposición, la mayoría de los sindicatos y la patronal, entre otros-, han logrado motivar a sus votantes y convencer, sobre todo, al 20 ó 25 por ciento de ciudadanos que aún se declaraba indeciso.

Para dar ejemplo, el primer ministro irlandés, Brian Cowen, votó temprano y aseguró que su campaña sobre el referéndum ha sido "positiva y honesta", al tiempo que confió en una victoria final del "sí".

"He conducido la campaña lo mejor que he podido. Hemos hecho una campaña positiva y honesta", dijo Cowen, que acusó a los partidarios del "no" de aumentar los "niveles de confusión y miedo" entre la ciudadanía con cuestiones que "ni siquiera están en el Tratado".

La independencia fiscal irlandesa, su neutralidad, su pérdida de influencia en la toma de decisiones en la UE, las políticas económicas ultraliberales de Bruselas y hasta el aborto o la eutanasia han sido algunos de las asuntos esgrimidos por los diversos y variopintos grupos opuestos al Tratado.

Según Niamh Hardiman, catedrática de Ciencias Políticas de la University College Dublin (UCD), muchos de esos grupos -como el Sinn Fein, asociaciones pacifistas, izquierdistas y ultraconservadoras- han modificado sus posturas a medida que el Gobierno ha ido desmontando sus argumentos.

Los detractores, explicó a Efe, han elegido asuntos que no "aparecen en el Tratado", pero que han contribuido a "crear confusión" entre el electorado, porque resulta difícil "presentar a la ciudadanía una serie de cuestiones como las que aborda el Tratado, que se ven a menudo enmarañadas por intereses políticos nacionales".

Un ejemplo, dice la académica, es el Sinn Fein, único partido con representación parlamentaria contrario al texto, que aboga ahora por su renegociación pero que no "precisa si otra ronda de conversaciones entre los 27" produciría un Tratado mejor para Irlanda y la UE.

A este respecto, el multimillonario irlandés Declan Ganley, director del grupo "Libertas", aseguró hoy que la posible victoria del "no" en el referéndum obligará a la Unión a "democratizar" sus instituciones de gobierno.

Acompañado por su esposa Delia, el controvertido empresario aprovechó su llegada al centro electoral de Tuam, en el condado de Galway (oeste), para insistir en los aspectos negativos del texto comunitario y congratularse por haber contribuido a "generar un buen debate".

"Irlanda -recordó- es el único país que convoca un referéndum, aunque los franceses y holandeses ya se pronunciaron sobre el predecesor de este Tratado. Sea cual sea el resultado final, esta es la voz de los irlandeses y es un buen día para la democracia".

Ganley ha sido una de las cabezas más visibles de la campaña por el "no" desde la plataforma de "Libertas", grupo fundado por él mismo en 2004 para protestar contra el proyecto de Constitución de la UE y, según sus críticos, financiado por grupos de presión ultraconservadores estadounidenses.

Mundo


El torso hallado en Dinamarca es el de la periodista sueca Kim Wall

El torso hallado en Dinamarca es el de la periodista sueca Kim Wall

Se perdió su pista el 10 de agosto cuando iba a bordo del submarino de un inventor danés

Trump vaticina el fin del tratado de comercio con México y Cánada

Trump vaticina el fin del tratado de comercio con México y Cánada

Durante un mitin en Arizona, el presidente, a la defensiva, a vuelto a culpar a los medios de la...

Asesinan en México a un periodista bajo protección del Gobierno

Asesinan en México a un periodista bajo protección del Gobierno

Con la muerte de Cándido Ríos ya son diez los comunicadores asesinados en el país este 2017


EE UU despliega más tropas en Afganistán pero se abre al diálogo con los talibanes

EE UU despliega más tropas en Afganistán pero se abre al diálogo con los talibanes

El presidente estadounidense advierte a su homólogo afgano de que esta decisión no es "un cheque...

Prisión para el yihadista de Finlandia y para tres de sus presuntos cómplices

Prisión para el yihadista de Finlandia y para tres de sus presuntos cómplices

La Policía investiga si el ataque guarda relación con los atentados de Cataluña

 
Enlaces recomendados: Premios Cine