Investigación en la Universidad de Vigo

Científicos vigueses patentan un sistema para conservar embriones de erizo de mar

Los tres expertos llevan en el proyecto desde el año 2009 -Han conseguido almacenar nitrógeno líquido para que sea utilizado fuera de la temporada de reproducción natural

14.09.2016 | 09:32
Un erizo de mar, abierto // FARO

Un grupo de científicos vigueses han patentado un sistema para conservar los embriones de erizo de mar en un proyecto en el que llevaban trabajando desde el año 2009.

Todo arrancó con la tesis doctoral de Estefanía Paredes, a la que se sumaron el catedrático Ricardo Beiras y Juan Bellas, científico del Instituto Español de Oceanografía de Vigo, que han trabajado desde entonces en la mejorar la criopreservación de embriones y larvas de organismos marinos.

Mientras que la criopreservación estaba muy avanzada en el medio terrestre, en el marino no se conocían muchos protocolos exitosos, de ahí la gran importancia que tiene esta patente, que abre un nuevo abanico en el estudio de estos embriones.

El procedimiento para la crioconservación de embriones de erizo de mar (Paracentrotus lividus) se basa en un protocolo diseñado específicamente para este uso y para almacenar nitrógeno líquido en los blastocistos (embriones de erizo de mar) para que puedan ser utilizados fuera de la temporada de reproducción natural de esta especies.

La patente está concedida a los tres científicos. Paredes, que en la actualidad está trabajando en Estados Unidos y que recibió el premio de la Real Academia de Doctores de España en 2015, Para ella, la principal novedad que presenta es que "desenvuelve un protocolo de criopreservación de probado éxito para el erizo de mar, un hecho que no se había alcanzado con anterioridad".

En la actualidad, Paredes está acabando su posdoctorado en el Laboratorio de Criobiología Teórica y Aplicada de la Universidad de Tennessee en Knoxville. "Me vine aquí", explica, "para trabajar con el doctor Peter Mazur, uno de los padres fundadores de la criobiología, y profundizar en los aspectos más teóricos de la criopreservación de especies consideradas 'modelo' en ciencia". Tras la muerte de Mazur en 2015, la investigadora gallega estuvo a cargo de su laboratorio y de la finalización del proyecto del National Institute of Health (NIH) en el que estaban trabajando.

Pendiente de otro proyecto

En un futuro próximo, Estefanía Paredes podría regresar a Vigo de la mano del proyecto Cryomar. Tal y como explica Antonio Villanueva, subdirector de la Ecimat, el centro vigués lidera un subproyecto en la propuesta Assemble+ presentada en marzo a la convocatoria europea H2020-INFRAIA en colaboración con otras 24 instituciones europeas. La propuesta está enfocada al desenvolvimiento de técnicas de criopreservación para diferentes grupos de organismos marinos y en el caso de obtener la financiación europea "este proyecto supondría un impulso muy importante al desenvolvimiento del servicio de criopreservación de la Ecimat".

La apuesta de la Ecimat por la criopreservación como línea estratégica de I+D se plasmó en la creación de un Servicio de Preservación Funcional, que se integra en la Unidad de Cultivos Marinos, y que representa, según Antonio Villanueva, "una de los principales acercamientos de la Ecimat al European Marine Biological Resource Centre (EMBRC).

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine