26 de junio de 2016
26.06.2016

Cae una red con 64 detenidos que cobraba 4.000 euros por falsificar títulos náuticos

Las indagaciones de la Guardia Civil constatan 72 convalidaciones hechas en 2010 y 2011 - La operación dirigida desde Melilla afecta a Pontevedra

26.06.2016 | 04:12

La Guardia Civil ha desarticulado una red que cobraba 4.000 euros por falsificar titulaciones náuticas y ha detenido a 64 personas en diferentes provincias españolas, Pontevedra entre ellas, en una operación denominada "Proa" y dirigida por un juzgado de Melilla.

La investigación se inició después de que una persona pusiera en conocimiento de la Guardia Civil que un ciudadano residente en Málaga ofertaba rutas turísticas en barco por distintos lugares de la costa malagueña, pero había conseguido la titulación de capitán de yate de forma fraudulenta en Melilla.

Tras diversas pesquisas, los agentes pudieron constatar la existencia de cuatro personas miembros de un grupo que manipulaba y falsificaba, previo pago de dinero, las titulaciones náuticas extranjeras para hacerlas pasar por títulos nacionales. Eran generalmente titulaciones en su categoría más alta, la de capitán de yate. La red ofertaba y publicitaba sus servicios en páginas web oficiales vinculadas al mundo de la náutica. La investigación ha podido constatar un total de 72 convalidaciones durante los años 2010 y 2011.

Con esa titulación falsa, las personas que las compraban podían patronear y realizar actividades profesionales con buques sin límites de eslora y con capacidad para la navegación oceánica.

Las personas a las que se les convalidaba el título llegaban a pagar hasta 4.000 euros, lo que les permitía navegar y ejercer actividades profesionales como viajes turísticos o de transporte de personas en alta mar. Recuerda la Guardia Civil que esto conllevaba un riesgo para la integridad de los viajeros y la seguridad marítima al ser falsa la titulación y no haberla obtenido por los cauces oficiales que acreditan su habilitación, además de causar un perjuicio económico a las empresas legales del sector.

Sus métodos eran diversos: desde la presentación de titulaciones náuticas extranjeras falsas hasta autorizaciones de despacho de embarcaciones de recreo de capitanías marítimas falsificadas y manipuladas e, incluso, certificados de superación de pruebas expedidos por una escuela náutica sin la presencia de los alumnos a esos exámenes.

En el marco de la investigación, la Guardia Civil ha solicitado la colaboración de las Autoridades competentes en materia náutica de países como Canadá, Bélgica, Francia, Reino Unido y Portugal, con la finalidad de comprobar la veracidad de las titulaciones náuticas que presentaban los solicitantes.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine