LA TRAGEDIA DEL ALVIA

La Audiencia ordena reabrir la investigación del Alvia para evaluar "el riesgo" de la curva

Los jueces ven indicios de que hubo un peligro "no deseable" y no se tomaron medidas "para minorarlo" -Abre la puerta a que puedan existir responsabilidades criminales de terceros

28.05.2016 | 09:35
El maquinista Garzón, el único imputado

La Audiencia provincial de A Coruña ha ordenado reabrir la investigación sobre las causas del accidente de tren del Alvia, que el 24 de julio de 2013 costó la vida en Santiago a 80 personas y dejó más de un centenar de heridos. El juez Andrés Lago había cerrado la instrucción del caso el pasado mes de octubre con la única imputación del maquinista Francisco Garzón, decisión que fue recurrida por las partes. Tras analizar los 16 recursos -presentados por las víctimas, la defensa del maquinista y la aseguradora de Renfe, entre otros- la Audiencia provincial desestima la mayor parte de las diligencias solicitadas pero considera que es necesario aclarar si "existía efectivamente un riesgo excesivo en la curva, valorado con arreglo a pautas técnicas y que en virtud de éstas debería haber sido paliado hasta límites razonables". Y, de esta manera, abre la puerta a que pudieran concurrir "otras responsabilidades criminales de terceros por haber permitido esta situación de riesgo".

Tanto el juez del caso como la Fiscalía habían rechazado inicialmente los recursos que reclamaban la reapertura de la investigación y la práctica de más diligencias, decisión que ahora revierte la Audiencia de A Coruña.

Los magistrados que firman el auto que se hizo público ayer son conscientes, en todo caso, de que la reapertura de la investigación sobre el Alvia puede provocar "dilaciones" en el enjuiciamiento que retrasaría las posibles indemnizaciones y, por esta razón, aclara que cuando se retome la instrucción debe centrarse únicamente en aclarar lo recogido en dos informes: el elaborado por el técnico designado por la aseguradora de Renfe, el ingeniero holandés Frans Heijnen, y el que elaboró el catedrático Enrique Castillo Ron a petición de un perito judicial. Durante la instrucción el juez Andrés Lago no les tomó declaración y se limitó a citar a los tres peritos nombrados judicialmente.

En su escrito la Audiencia provincial no ve indicios de relevancia penal relacionados con la homologación del tren, su peso, la señalización, el balizamiento o la ausencia de ERTMS. Todo ello se ajusta, según explica, a la normativa. Otra cosa es si Adif hizo una correcta evaluación de los riesgos y adoptó medidas para minimizarlos. Y es ahí donde los magistrados piden más indagaciones.

"Existen indicios de que en la curva se producía un riesgo de accidente por error humano de tal intensidad que, de haber sido evaluado, habría impuesto su minoración o eliminación".

Así, en base a los análisis de estos peritos, el auto sostiene que en esta línea "puede razonablemente esperarse que el peligro ocurra". Y añade que esta reducción del riesgo "no era impracticable" puesto que después del accidente se tomaron medidas para aumentar la seguridad en ese tramo.

Por esa razón, concluye el auto que hubo "deficiencias técnicas" en la evaluación que se hizo de los riesgos. "Hubo un riesgo no deseado que debería haber sido reducido, como efectivamente se podía haber hecho y no se hizo".

Además alude a que no se tomaron medidas para "para evitar o reducir el riesgo de error humano para gestionar la reducción de la velocidad en la curva". "El método aplicado por Adif presenta carencias que determinaron que no se apreciara el riesgo realmente existente y que se transfiriera y exportara al personal de Renfe sin evaluarlo ni adoptar medidas para comprobar que el riesgo se mantenía en niveles tolerables".

Y, por último, insta al juez a aclarar si es cierto, tal y como apuntan los dos peritos, que se tendría que haber reforzado la seguridad en las zonas de transición de velocidad -en la curva de A Grandeira había que reducir bruscamente los 200 km/h de velocidad máxima a tan solo 80.


El maquinista Garzón, el único imputado


  • El maquinista Garzón, el único imputado | Francisco Garzón, el maquinista que conducía el tren esa fatídica noche es el único imputado. El juez Andrés Lago le atribuye 80 delitos de homicidio por una imprudencia grave profesional debido al exceso de velocidad con el que circulaba. El magistrado anterior que llevaba el caso llegó a imputar hasta en dos ocasiones a doce cargos de Adif, pero la Audiencia las anuló. Tras conocer la reapertura del caso, el abogado del maquinista, Manuel Prieto Romero, señaló que "es de justicia" y que "ahora se aclararán muchas cosas". "La verdadera responsabilidad no está en el maquinista", alegó. Según explicó, un trágico siniestro como el acontecido no pasaría si se hace un "análisis de riesgo" y hay medidas de protección suficientes que solventen cualquier "lapsus", pero éste debería tener carácter previo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Calendario laboral y escolar 2016/2017

Calendario laboral 2017 en Galicia

Calendario Laboral 2017 en Galicia

Aquí tienes a tú disposición todos los días festivos en  Vigo y en Galicia , así como el Calendario escolar 2016/2017 .

 

 
Enlaces recomendados: Premios Cine