23 de noviembre de 2017
23.11.2017
Desafío independentista

Puigdemont no proclamó la República catalana para evitar "una masacre"

Su abogado afirma que, si gana las elecciones, ira a Cataluña para ser investido, aunque le detengan

23.11.2017 | 22:54

El abogado del presidente de la Generalitat cesado, Carles Puigdemont, Jaume Alonso Cuevillas, ha asegurado este miércoles que el expresidente no siguió adelante con la proclamación de la república catalana para no provocar "una masacre" si la gente se concentraba para evitar su detención.

En una entrevista de 8TV recogida por Europa Press, Cuevillas ha afirmado que, tras recibir ciertos avisos, Puigdemont consideró: "No permitiremos que gente de buena fe que se habló de que venga a rodear el Palau de la Generalitat para evitar que me detengan, que esto pueda provocar una masacre".

El abogado ha añadido: "Me consta que uno de los debates que Puigdemont y el Govern tuvieron más presente fue evitar que pudieran haber episodios de violencia" y ha asegurado que le consta que se recibieron avisos o advertencias a los que se les dieron mucha credibilidad.

Por ello, Cuevillas ha explicado que se optó "por acatar y soportar el 155: Es evidente que el Estado tiene más fuerza y que por lo tanto se iba a un escenario de resistencia violenta y habría un conflicto".

Respecto a su futuro político, el abogado ha indicado que si la justicia belga no decide la extradición antes -el 4 de diciembre está fijada una vista-, Puigdemont acudirá a Cataluña para ser investido presidente aunque pueda ser detenido.

No puede regresar antes

Al preguntársele si Puigdemont regresará a Cataluña si la causa contra él pasa al Tribunal Supremo, ha afirmado que él no puede regresar porque "se ha sometido a las autoridades belgas" y ellos han dictado medidas cautelares y no le permiten salir del país.

Ha explicado que pese a que la causa pase al Supremo, rige un principio de conservación de actos y todo lo que ha hecho hasta ahora la juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela mantiene validez y por lo tanto la justicia belga tiene una orden europea de extradición y se tiene que pronunciar.

Cuevillas ha recordado sobre el expresidente que "el día que ponga los pies en territorio español seguro que será inmediatamente detenido" y conducido ante la Audiencia Nacional, porque tiene una orden de detención internacional.

Sobre si renunciar al sueldo de expresidente de la Generalitat puede afectar a Puigdemont a nivel jurídico, ha considerado que como mucho puede ser una "reiteración de la desobediencia, de un delito que no conlleva prisión".

Sueldo base de 2.800 euros al mes

Por otra parte, el sueldo base de diputado que el expresidente de la Generalitat tiene previsto tramitar es de 2.871,57 euros mensuales, según figura en el apartado de Transparencia de la web del Parlament recogido por Europa Press.

Este martes trascendió que Puigdemont renuncia al sueldo que por ley le corresponde como expresidente de la Generalitat, en torno a los 112.000 euros durante cuatro años, porque se considera presidente y no reconoce la aplicación del artículo 155 de la Constitución.

El régimen económico de la Cámara catalana establece que las retribuciones de los diputados no expiran cuando se disuelve el Parlament --lo disolvió el presidente Mariano Rajoy el 27 de octubre--, sino hasta "la constitución de la nueva legislatura".

La legislatura se constituirá después de las elecciones del 21 de diciembre, y es potestad del presidente de la Generalitat en funciones convocar el primer pleno del mandato; tras la aplicación del 155, estas funciones recayeron en la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría.

La Ley de Presidencia de la Generalitat y el Govern da un margen de 20 días hábiles desde los comicios para convocar la sesión constitutiva de la Cámara, por lo que la fecha límite para que empiece la próxima legislatura es el martes 23 de enero.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine