28 de septiembre de 2016
28.09.2016

Mayoría de voces contra Sánchez en su grupo parlamentario

Los diputados andaluces y Madina lideraron el ala crítica al secretario general -Patxi López y Simancas se alinean con el sector oficial

28.09.2016 | 02:06
Madina y Barreda (d.), a su llegada a la reunión. // Efe

El Congreso de los Diputados fue ayer escenario de la división que reina en el PSOE. La reunión del Grupo Parlamentario Socialista, que se prolongó durante más de dos horas y media permitió calibrar la discrepancia entorno al plan de Pedro Sánchez de celebrar primarias en octubre y congreso en diciembre para despejar la crisis de liderazgo en el PSOE.

Los diputados andaluces lideraron el ala crítica al planteamiento de Pedro Sánchez, que no estuvo presente en la reunión. Pidieron la palabra 21 diputados aunque al final seis se quedaron sin hablar, porque tenían que asistir al Pleno del Congreso. Entre las once intervenciones críticas, estuvieron las de cinco diputados andaluces, entre ellos Antonio Pradas, secretario de Política Federal, y también la del vasco Eduardo Madina, el candidato al que derrotó Sánchez en las primarias; el valenciano Cipriá Ciscar o el exalcalde de San Sebastián, Odón Elorza. Entre los cuatro diputados que avalaron el plan de Sánchez estuvo el exlehendakari Patxi López y el diputado por Madrid Rafael Simancas.

Antonio Pradas subrayó que "ha habido una mayoría que ha expresado sus reparos a que se celebre un congreso en este momento".

Madina expresó la necesidad de que el Comité Federal del próximo sábado debata las consecuencias de los malos resultados electorales del PSOE. El diputado vasco no ha concretado qué postura debería adoptar el partido para evitar las terceras elecciones.

A su juicio, existen tres posibilidades: las terceras elecciones que implica el no a Rajoy; una abstención a cambio de que el PP opte por otro candidato o facilitarle la reelección a cambio de un decálogo de condiciones.

Madina admitió "tener dudas" sobre cuál es la mejor y por ello ha reclamado un debate interno para dilucidar la incógnita.

El más claro ha sido Barreda, quien ha reiterado, aunque sin decirlo expresamente, que la mejor opción sería la abstención al PP.

La presidenta del PSOE, Micaela Navarro, precisó en los pasillos del Congreso que discrepa del calendario planteado por Sánchez pero que acatará la decisión que aprueba el Comité Federal. "Lo mismo que defiendo el debate interno sin limites, también defiendo que hay que apoyar y acatar lo que decida la mayoría", declaró Micaela Navarro, quien habló del "abuso" que suponen algunos comentarios en las redes sociales tras afirmar que en algunas veces "los dimes y diretes son más de los que debieran".

Fuentes socialistas señalaron que la reunión del Grupo Parlamentario, pese a reflejar esa división, se desarrolló en un clima de serenidad tras la intervención del portavoz, Antonio Hernando, que planteó la conveniencia de "encapsular el trabajo del grupo de las opiniones de cada diputado".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine