Aznar frente a Rajoy, la batalla final

Ni subida de impuestos, ni indecisión, ni falta de reformas, ni decadencia: la tensión rebrota en la derecha por unos sobresueldos, las facturas de una boda y el "caso Gürtel", que amenazan con transformar en desvergüenza la época dorada del PP

26.05.2013 | 00:00
Aznar frente a Rajoy, la batalla final
Aznar frente a Rajoy, la batalla final

Y la Esfinge preguntó: ¿cuál es el ser que con una sola voz tiene cuatro patas, dos patas y tres patas? Edipo respondió imperturbable: el hombre. De niño, gatea. De adulto se hace bípedo. En la vejez usa bastón. La Esfinge, desesperada al ver desvelado el enigma, se arrojó al vacío y franqueó el paso hacia Tebas al joven Edipo, que intentaba huir de su destino cuando solo estaba cumpliéndolo.

La Esfinge, en trazo que inmortalizó el dibujante Peridis, es Aznar, un demonio alado con tronco de león y cabeza de mujer. A Rajoy le toca el papel de Edipo. Como el griego, anda en el trance de asesinar al progenitor. Edipo cumplió lo escrito sin pretenderlo. Siendo bebé, su padre, Layo, le alejó para evitar la premonición del oráculo: "Tu hijo te dará muerte". Pero esa distancia era, en realidad, la condición indispensable para que la profecía fuera llevada a término. Tragedia grecolatina.

En la tesitura de Rajoy, no hay resquicio para el desgarro de un parricidio inconsciente: sabe de qué dedo divino procede y también que su supervivencia depende de hacer desaparecer una época, un estilo. Esperanza Aguirre, hibernando; Cascos, fuera de la casa; Rato, con el agua al cuello; Aznar, a punto de caer en una piscina llena de tiburones... Rajoy liquida sin querer, por accidente fortuito. Como todo lo suyo. Pragmatismo galaico.

Un fraseo lastimero, un ay flamenco, Aznar no aguantó más y regurgitó esta semana su quejido. Un bolo de amargura rumiado desde la lejanía de su "think tank", porque la marioneta a la que confió el reino rompe los hilos. "Cumpliré con mi conciencia, mi partido y mi país". Volveré. En su argumentación, todo por la patria. En la realidad, todo por "Gürtel". El pueblo, hastiado y astillado, reclama sangre. Los jueces, sin remilgos, como Robespierres en plena Revolución, van a ofrecer cabezas. Y el caso empieza a rondarle peligrosamente.

Mientras la aznarina dispara la adrenalina popular, Rajoy fuma un puro sin mover un dedo. El expresidente le reprocha la pachorra, no hacer nada por defenderle y permitir que mancillen el relicario de su legado. El presidente nada quiere hacer, ni a favor, ni en contra, turno para la judicatura. Es que Rajoy ni se defiende a sí mismo. Deja que sean la Soraya socialista o Durán i Lleida quienes emprendan por él la faena, lo que nadie calibra bien si elevar a la categoría de mérito o demérito.

Dentro del PP, el discurso acerado y monolítico de Aznar conmueve a una minoría. A los mismos que le comen la oreja desde que abdicó. A día de hoy, tiene más posibilidades Casillas de fichar por el Chelsea de Mourinho que un golpe de estado de triunfar en el partido.

En la calle, en cambio, el mensaje cala en un sector excitado del conservadurismo, que conecta con el cabreo del expresidente y su denso desahogo. Por este flanco arriesga Rajoy, por más que el rival socialista de enfrente atraviese por un duro calvario.

Al situarse como el primero de los votantes del Partido Popular descontentos, Aznar dispara un misil a la línea de flotación del Gobierno. Los ciudadanos están hasta las narices, con la navaja entre los dientes. Rajoy, sin crédito, promesa tras promesa rotas, solo piensa en porcentajes de PIB, percentiles de deuda y palpitaciones de la prima de riesgo. Confía para no hacer agua en que a finales de año aparezca en su auxilio el perdido crecimiento y que "Frau Kanzlerin" afloje la soga. Ahí se juega la batalla final.

Ni subida de impuestos, ni herencia dilapidada, ni indecisión, ni falta de reformas verdaderas, ni decadencia, aquí lo que hay en el fondo del enfrentamiento son unos sobresueldos, unas facturas de la boda de una hija y una "trama Gürtel" que ponen en riesgo la historia de éxito del PP dorado. El aznarato, tocado. Apagar el ventilador sobre la bosta de las golferías de Correa y Cía. es ya un imposible. Con presión y dentelladas de dóberman, la vieja guardia lo consiguió en otra década en el "asunto Naseiro", el precedente. Ahora desearía repetirlo. Una quimera en el estado de la investigación. Como el reventar de la compuerta de un pantano, lo peor será lo que arrastre en la orilla.

Del partido que elevó a España a los altares y plantó los pies en la mesa de Bush al de los desvergonzados, esa es la amenaza que vale una aflicción. Igual que en tiempos de Mario Conde y Javier de la Rosa, la capital vuelve a ser el Madrid de los dossieres secretos. Hay papeles por aquí y por allá. Asombra, de probarse lo que estamos conociendo, la fabulosa máquina de fabricar dinero que era la tesorería de Bárcenas. Qué prodigio, daba para sobresueldos escandalosos de 10.000 euros al mes, para cuentas suizas, para casas, viajes, lujos y manjares, para aprovechados, para parásitos... Los honestos deben reconquistar el mundo.

Aznar y el sucesor por descarte no hacen buenas migas. Se soportan. Una hora y media de charla en los últimos años. Rajoy, profesional del tentetieso, comenta a los suyos que el desgaste del roce tectónico lo va a sufrir el reaparecido. Cuanto más brama éste, más parece desplazar a aquél hacia la moderación y el centro. La aplicación del principio de Arquímedes a la pugna de gallos: los cuerpos reciben un empuje vertical hacia arriba que crece a medida que aumenta la profundidad a la que son sumergidos en un fluido. El fluido Aznar es para el cuerpo Rajoy zona abisal, océano oscuro. Hidrostática pura.

En el mito clásico, la verdad puede con la fatalidad. Entre ignorarlo todo sobre sí y vagar feliz o conocerlo todo y pagar el dolor con la vida, Edipo elige libremente llevar hasta el final sus averiguaciones. Rajoy está en el trance de iniciar idéntico camino de retorno a Tebas.

España

Moussa Oukabir, el sospechoso del atentado en Barcelona.
Los Mossos buscan a cuatro presuntos terroristas

Los Mossos buscan a cuatro presuntos terroristas

Entre los buscados está Moussa Oukabir, de quien se sospecha que conducía la furgoneta del...

España podría sufrir una "gran emergencia" por la llegada de inmigrantes

La OIM advierte de que el país está al nivel que experimentaron Grecia e Italia en 2015

Monumentos del mundo recuerdan a las víctimas

El One World Trade Center o el Ayuntamiento de Tel Aviv se han iluminado con la bandera española

Así fue abatido el presunto quinto terrorista de Cambrils

Así fue abatido el presunto quinto terrorista de Cambrils

Los supuestos atacantes cometieron un atentado al arrollar a varias personas antes de ser abatidos

Emotivo homenaje en Barcelona a los fallecidos

Cientos de personas han depositado flores y han improvisado altares en recuerdo a los muertos en...

Rajoy y Puigdemont llaman a la unidad contra el terrorismo

Rajoy y Puigdemont llaman a la unidad contra el terrorismo

Ambos líderes se han reunido en una cumbre de urgencia para evaluar la situación tras los atentados

Lotería del Niño 2017

Comprobar Lotería del Niño

Toda la información de la Lotería del Niño. Comprueba los números premiados con nuestro widget de la Lotería del Niño.

 
Widget Lotería del Niño

Llévate a tu web, a tu escritorio o a tu iGoogle los resultados de lotería de Navidad y de la lotería del niño. Descárgatelo

 
Enlaces recomendados: Premios Cine