Un ministro que "daba misas"

"Orgullo" en Palas de Rei por el previsible nombramiento de José Blanco como titular de Fomento

 08:10  
Un grupo de amigos de José Blanco, reunidos en un bar de Palas de Rei que suele visitar.
Un grupo de amigos de José Blanco, reunidos en un bar de Palas de Rei que suele visitar.  Xoán Álvarez

A José Blanco, cuando era sólo un niño, ya le gustaba conversar y subirse a donde pudiera para dar discursos. Y es que la vocación política le viene desde muy pequeño, reconoce su padre, aunque ésta no fuera la profesión que él hubiera escogido para su hijo. Años después de elegir su camino, el chico "trabajador" de Palas de Rei va a convertirse, previsiblemente, en ministro de Fomento. En el pueblo, lo cuentan con "orgullo", aunque haya "quien lo odie". Todos confían en que el palense que practicaba recitándoles misa a sus primas pueda hacer mucho por el pueblo.

ANA PANTÍN - SANTIAGO

En Palas de Rei, hace unos 40 años, un niño que respondía por “Pepe” se entretenía encaramándose a los lugares altos que encontraba para “dar conferencias”. A José Blanco, vicesecretario general del PSOE y previsiblemente nuevo ministro de Fomento, le gustaba conversar ya desde pequeño, y siempre se comportó bien, “nunca dio problemas”. Por eso, en su localidad natal, a nadie extraña que pronto entre a formar parte del equipo de Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero. Y no sorprende por dos razones. La primera, su temprana vocación política, que lo llevó a vincularse al Partido Socialista desde sus primeros años de universidad. La segunda es que sus amigos más cercanos del pueblo, al que se sigue acercando siempre que puede, ya manejaban esta posibilidad desde hace tiempo. Y es que el niño “hablador”, hijo de Jesús y Erundina, es un “orgullo” para la “mayoría” de los palenses.

El domicilio familiar de Pepe Blanco (1962) no está en el mismo núcleo urbano de Palas. Para llegar a él, hay que acercarse a la parroquia de Ferreira de Negral, una de las 43 que tiene el municipio. Allí están las casas de sus padres y de su tío. De todas formas, sus padres no siempre están allí, ya que, por norma general, viven en Lugo. De hecho, Blanco se trasladó desde pequeño a la capital de la provincia, donde trabajaba su padre y donde cursó sus estudios de EGB y Bachillerato.

“Daba conferencias”

Pero el padre de Pepe, Jesús, estaba ayer en Ferreira para pasar la Semana Santa. De paso, aprovechaba para dejar la leña cortada y preparada “para cuando venga la familia y los nietos”. A él, el previsible nombramiento de su hijo como ministro no le sorprende en absoluto. “Siempre fue un gran trabajador”, apunta. Al preguntarle a Jesús sobre si habló con su hijo desde que saltó a la luz la noticia, contesta rápido. “Hablé con él y le dije: suerte”. De todos modos, Jesús insiste en que este cargo, aunque le enorgullece, no es lo más importante de la trayectoria de su hijo. “Siempre estuve orgulloso de él, siempre fue tirando para delante”.

Sobre el niño, Jesús recuerda a un hijo obediente, pero al que ya le desbordaba la vocación política. Seguramente, esta inclinación fue la que impulsó a un Blanco todavía pequeño a coger con unas primas las llaves de la iglesia de la parroquia, donde él mismo procedió a “darles misa”, cuenta su padre entre risas. Y es que, “se subía a cualquier lado y se ponía a dar una conferencia”.

Por eso, ante las aptitudes de Blanco, entre las que se contaba ser un gran conversador, su padrino –y también padrino de su padre– vaticinó “muy pronto” que el niño “iba a ser senador”. Y lo fue, aunque él no lo pudo ver. En las elecciones generales de 1989, Pepe Blanco conseguía un acta en la Cámara alta, que revalidaría en 1993, y que lo convirtió, en su momento, en el senador más joven.

La carrera política del palense fue precoz. Blanco dejó sus estudios de Derecho, que inició en la universidad de Santiago, para trabajar en la secretaría de Organización del PSdeG, una decisión que años después lo conduciría a las puertas del ministerio de Fomento. Sin embargo, su padre confiesa que, en un principio, la inclinación de su hijo “no fue de su gusto”. Jesús explica que todavía tenía muy presentes las consecuencias de la Guerra Civil, cuando su padre –el abuelo de Blanco – tuvo problemas al haber sido concejal antes del levantamiento militar. Precisamente, fue el abuelo quien donó la casa escuela de Ferreira.

Entre los amigos de Blanco, las sonrisas brotaban cuando se comentaba la noticia del posible nombramiento de su vecino. “Orgullo” fue la palabra a la que más recurrió el grupo, reunido en el bar “Ultreya” del municipio, donde Pepe “es como de la casa”.

“Hay quien lo odia”

Allí reconocen que para el pueblo es importante que un palense ocupe ese puesto de responsabilidad, “aunque hay gente que lo odia”, matizan. Sus amigos vinculan las diferencias a la “envidia”. “Aquí apoyan primero a los de fuera que a los de dentro”, reprocha Manolo Barral. Pese a todo, para el padre de Blanco no hay duda de que “el 95 por ciento del pueblo le quiere bien, aunque no sea políticamente, sí como persona”.

Por su parte, Obdulia Castro añade que Blanco “tiene muy buen carácter, es muy buena persona”. En ese punto también coincide Manuel Louzao, vecino de Pepe Blanco en Ferreira. “De niño, ya era formidable. Alguien le puso mal cartel, pero Pepe es una gran persona, tiene una conversación muy agradable”. De todas formas, Manuel no deja pasar la oportunidad para pedir a Blanco “que se acuerde” de su localidad natal.

Manolo Barral apunta que a Blanco todavía “le gusta venir” por Palas siempre que puede, y se acerca “cuando pasa por el aeropuerto o por la zona”. De todas formas, en los últimos tiempos su agenda como vicesecretario general del PSOE “le impiden venir más”.

El orgullo, aunque algo más contenido, se hacía extensible también a la parroquia de Ferreira, que cuenta con unas 20 casas. Allí, un vecino convino en que “debe ser importante” tener un ministro oriundo de la zona. Pero, al mismo tiempo, se ocupaba de apuntar un poco más alto. “Algún día también puede llegar a ser presidente”.

“Fue una suerte que la gente del PP de Palas no votara a Pepe”

Antes de llegar a donde está ahora, José Blanco se presentó dos veces a la alcaldía de Palas, y perdió en ambas ocasiones. Sin embargo, sus amigos hacen una interpretación especial de este suceso. Francisco Pena considera que “fue una gran suerte que la gente del PP de Palas no votara a José Blanco como alcalde. Hay que darles las gracias”. A su juicio, de haber resultado elegido regidor, ahora Blanco “sería un simple alcalde” y no estaría donde está.

Manolo Barral, otro de sus amigos, insiste en que los comicios que perdió Pepe Blanco se sostuvieron en una diferencia de alrededor de un centenar de votos. Y gracias a eso, ahora está a punto de convertirse en ministro de Fomento, una alternativa que, según explica, ya manejaban sus amigos más cercanos, y que por eso no pilla por sorpresa a su grupo. Su padre también reconocía que no era la primera vez que Blanco sonaba para un cargo similar, “aunque no le interesaba mucho”, puntualizó.

Precisamente, el bar de Palas donde se reúnen sus amigos servía también de “centro de operaciones” cuando Blanco se postuló como alcalde del municipio en los años 1991 y 1995. Allí, seguramente Blanco aprovechaba para comer caldo y pulpo, dos de sus platos preferidos, según explica Obdulia Castro, que regenta el bar.

Y es que parece que en Palas de Rei no se puede aplicar con todo el rigor la máxima que utiliza Blanco en su blog personal de que “muchos lo reconocen pero pocos lo conocen”.

  HEMEROTECA
Caja Negra        O Bichero         Floreano
Síguenos en...
¿Qué piensa hacer hoy? ¿Tiene algún plan para el fin de semana? Consulte todos los eventos culturales en nuestra agenda... más »




Le ofrecemos un espacio propio para hablar de lo que más le guste. Cree un blog en el espacio que Faro de Vigo pone a su disposición... más »




Contemple la Ría de Vigo en directo desde la cámara situada en la sede de Faro de Vigo, situada en Chapela... más »
CONÓZCANOS: CONTACTO | FARO DE VIGO | LOCALIZACIÓN Y DELEGACIONES | CLUB FARO DE VIGO | ACERCA DE ED. GALEGO PUBLICIDAD: TARIFAS | CONTRATAR
farodevigo.es es un producto de Editorial Prensa Ibérica
Queda terminantemente prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos ofrecidos a través de este medio, salvo autorización expresa de farodevigo.es. Así mismo, queda prohibida toda reproducción a los efectos del artículo 32.1, párrafo segundo, Ley 23/2006 de la Propiedad intelectual.
 


  Aviso legal
  
  
Otros medios del grupo Editorial Prensa Ibérica
Diari de Girona  | Diario de Ibiza  | Diario de Mallorca | El Diari  | Empordà  | Información  | La Opinión A Coruña  |  La Opinión de Granada  |  La Opinión de Málaga  | La Opinión de Murcia  | La Opinión de Tenerife  | La Opinión de Zamora  | La Provincia  |  La Nueva España  | Levante-EMV  | Mallorca Zeitung  | Regió 7  | Superdeporte  | The Adelaide Review  | 97.7 La Radio  | Blog Mis-Recetas  | Euroresidentes  | Lotería de Navidad | Oscars | Premios Goya