ÚLTIMA HORA
Junts per Catalunya y ERC acuerdan respaldar la candidatura de Puigdemont a la Generalitat

Aprender inglés divirtiéndose

El Chester English Summer Camp ofrece un mes de convivencia y actividades íntegramente en este idioma

06.05.2013 | 09:44
Aprender inglés divirtiéndose

La mejor manera de aprender un idioma es darle vida, pasar de los ejercicios de los libros a la conversación. Con este propósito, el Chester College International School organiza cada verano el Chester English Summer Camp, una convivencia para estudiantes de 6 a 18 años que se desarrolla íntegramente en inglés.

Los jóvenes, que se dividen en juniors -de 6 a 12 años- y seniors -de 13 a 18-, participan durante el mes de julio en diversas actividades lúdicas (teatro, musicales, deportes, excursiones), aprendiendo el idioma en un ambiente lúdico e informal que estimula a los participantes. De esta manera fortalecen su dominio de la lengua a la vez que disfrutan, pues la diversión es la mejor manera de aprender, y en el Chester English Summer Camp no olvidan que los niños están de vacaciones y deben pasarlo bien.

El ratio profesor alumno es inferior a 1 por cada 7, lo que supone una atención personalizada de cada uno de los escolares. Los docentes acompañan a los "campers" en las actividades y quehaceres diarios, que se desarrollan en inglés, favoreciendo así el enriquecimiento de su vocabulario y su soltura a la hora de vivir en inglés.

El Chester College International School se encuentra a las afueras de Santiago, en Teo, por lo que el campamento se articula en dos modalidades, el de residentes y no-residentes. Así, se abre la participación a escolares que por residir fuera de Santiago carecían de la posibilidad de asistir diariamente.

Los 28 años de experiencia del Chester English Summer Camp avalan su metodología. Su equipo pedagógico estima que su duración de cuatro semanas es la idónea para poder enfrentarse a los exámenes del Trinity College London, pues la inmersión total del alumno en la convivencia en inglés logra que superen estos exámenes sin mayor dificultad. Si bien, existe la posibilidad de participar en el "camp" una sola quincena.

"La diferencia entre el primer día y el último suele ser enorme", comentan desde el centro, pues "los niños pasan de no tener ocasiones de hablar inglés a expresarse en este idioma en todas las tareas de su día a día". De esta manera estimulan a los jóvenes en el uso del idioma.

Además, para a edición de este año ya están inscritos niños suizos y alemanes, lo que implica que los participantes solo podrán comunicarse con ellos en inglés, de forma que se inculca a los estudiantes la oportunidad que supone conocer otra lengua con la que poder hablar con personas de otros países.

Una convivencia en inglés para niños de 6 a 18 años que se desarrolla en el mes de julio. La inmersión lingüística incluye actividades como deportes, teatro, música y excursiones. Existe la modalidad residencial y no-residencial, y la estancia idónea es de cuatro semanas, aunque puede realizarse por quincenas.


Enlaces recomendados: Premios Cine