Elecciones generales Encuesta

El PPdeG pierde 5 escaños, Ciudadanos logra 2 y En Marea compite con el PSdeG por el liderazgo de la oposición

El BNG desaparece del Congreso y los de Beiras lograrían grupo

04.12.2015 | 04:37

Las elecciones generales del 20 de diciembre podrían suponer un vuelco en el mapa electoral gallego, a la vista del sondeo del CIS, que realizó 1.296 entrevistas en la automomía. El PPdeG se mantendría como primera fuerza, pero perdería en la comunidad cinco escaños y se quedaría con 10 diputados, el peor resultado cosechado en democracia, el PSdeG se debate entre repetir los resultados de 2011 o perder un acta, pero sobre todo su gran desafío es la amenaza de En Marea, que irrumpiría en las Cortes con entre 5 y 6 escaños. Los socialistas tienen 6 parlamentarios, pero si En Marea, la coalición de Podemos, las Mareas, Anova e IU le come terreno, su papel de alternativa en Galicia a Feijóo se debilita. El BNG, ahora con dos escaños, sería el gran perdedor. Tras veinte años de representación en las Cortes, desaparecería del hemiciclo tras presentarse en esta ocasión bajo la marca Nós-Candidatura Galega. La otra sorpresa sería la irrupción de Ciudadanos en la escena autonómica, con hasta dos diputados, uno por Pontevedra y otro por A Coruña.

A un año de las elecciones autonómicas, la cita con las urnas del día 20 es clave y la encuesta del CIS advierte de que repetir mayoría absoluta no es pan comido para el PPdeG, que por primera vez en años tiene en su caledero de votos, el del centro derecha, un competidor, Ciudadanos. No son mejores las expectavias para el PSdeG, que no es capaz de rentabilizar el descontento del partido en el poder y En Marea le come las papas.

| PPdeG. Los populares ya pusieron la venda antes de la herida, cuando en plena precampaña ya admitieron que barajaban perder dos o tres escaños.El sondeo del CIS empeora su pronóstico. De quince escaños, pasarían a 10. La mayor derrota la sufrirían en la provincia de A Coruña, donde restarían dos diputados y donde en mayo en las elecciones municipales ya se quedaron sin las alcaldías de A Coruña, Santiago y Ferrol. En Pontevedra, obtendrían 3 actas, frente a las cuatro de 2011 y en Ourense y Lugo perderían un escaño por circunscripción. Los diez diputados que apunta el CIS es el peor resultado del PP de su historia en unas elecciones generales en Galicia. El mejor fue en el 2000, con 16 escaños, y el peor hasta ahora fueron los 11 diputados de 2008. Los populares destacaban ayer que se mantienen como la primera fuerza de la comunidad y doblan en escaños al segundo partido, el PSdeG. También observan que este es "el punto de partida" y a partir de ahí tienen quince días de campaña para mejorar resultados y lo ven factible. Para ello, han diseñado una campaña con poco mitin y mucha calle, buscando el contacto con la gente. El PPdeG prefiere no hacer extrapolaciones a las elecciones autonómicas. No se pueden comparar los comicios y así lo demuestran las series históricas, apuntaba ayer Feijóo, pero lo cierto es que en los últimos comicios, las europeas de 2014 y las municipales de mayo de 2015, han supuesto un correctivo a los populares, con una caída media de votos del 20%. La mayoría absoluta de 2016 está en juego y Feijóo tendrá más difícil decir no a repetir como cabeza de cartel.

| PSdeG. Los socialistas pueden salvar los muebles en número de escaños, y si su resultado se compara con el PSOE a nivel nacional, donde quedan por debajo de los 100 escaños. El gran varapalo ya lo recibieron hace cuatro años, cuando como castigo a la gestión de Zapatero pasaron de diez a 6. El CIS apunta que puede repetir resultados, y como mucho perder un acta, por Pontevedra. El mejor resultado de los socialistas gallegos en unas elecciones generales fue en 1989 cuando lograron 12 escaños. El PSOE gallego no puede estar satisfecho con mantenerse. Recibe un ataque a su línea de flotación desde En Marea, que pasaría a competir directamente con el PSdeG por el liderazgo de la alternativa en Galicia, de cara a los comicios de 2016. Si se cumplen las previsiones del Centro de Investigaciones Sociológicas, y En Marea logra 5-6 escaños, la coalición impulsada por Pablo Iglesias, Xosé Manuel Beiras y Yolanda Iglesias recibiría un fuerte impulso para disputar en igualdad de condiciones a los socialistas gallegos la segunda plaza de la escena política gallega. Incluso puede pasar por encima al PSdeG y situarse como líder de la oposición. Esta es la debilidad del partido liderado por Xosé Ramón Gómez Besteiro, sobre el que todavía pesa la imputación de Pilar de Lara, un obstáculo para su candidatura como presidente de la Xunta. Besteiro busca librarse de la imputación, apartando a la juez de la Pokemon de su caso, y además el PSdeG no tiene recambio para su secretario xeral.

| BNG. Puede ser uno de los grandes damnificados del 20-D en Galicia. Veinte años con representación y el CIS apunta que sus dos escaños, uno por Pontevedra y otro A Coruña, podrían ir a manos de En Marea.El BNG, que en estos comicios se presenta bajo la marca Nós-Candidatura Galega, en coalición con otros partidos nacionalistas minoritarios y tras fracasar la alianza con Anova, conseguría el 0,3% de los votos, según la estimación del CIS, insuficientes para conseguir representación en las Cortes. Su rival directo, En Marea, lograría un 1,3%, lo que se traduciría en 5-6 escaños. La formación frentista lleva años sufriendo un lento pero inexorable decilve. Una formación que llegó a rozar los 400.000 votos en Galicia, en las autonómicas de 1997, en la última cita con las urnas, las municipales de mayo, no alcanzó los 190.000 votos y en ciudades como Vigo fue barrida de la corporación local y en ciudades como A Coruña o Santiago se ha visto relegada a cuarta fuerza. Su desaparición de la Cámara Baja dejaría a la formación liderada por Xavier Vence muy tocada de cara a las elecciones autonómicas. El BNG, que bajo el liderazgo de Xosé Manuel Beiras, llegó a situarse como segunda fuerza del Parlamento gallego, se ve sobrepasada por el proyecto impulsado por su antiguo líder.

| En Marea. En 2012, Beiras volvió a la arena política, y con los compañeros que con él se habían marchado del BNG para liberarse de la hegemonía de la UPG en la fuerza frentista se alió con EU. El resultado fue AGE, que se situó como tercera fuerza de la Cámara autonómica.La coalición parecía morir de éxito, con escisiones en el grupo parlamentario y por falta de cuadros y organización. Sin embargo, llegaron las municipales y el proyecto resucitó bajo una nueva marca. Se reinventaron con las Mareas y aliados con Podemos en algunas ciudades, metieron un bocado al PP al arrebatarle las alcaldías de A Coruña, Santiago y Ferrol. También herían al PSdeG, al superarles en votos y ediles en esas urbes. Decidieron aprovechar el éxito de las Mareas y tras arduas negociaciones con un Podemos a la baja tras las elecciones catalanas nació En Marea, que podría hacerse con los dos escaños que ahora tiene el BNG y uno del PPdeG por Lugo y otro del PPdeG por Ourense. Según el CIS, En Marea conseguiría grupo parlamentario, el grupo que nunca logró el Bloque.

| Ciudadanos. La formación de Rivera parecía que no calaba en Galicia en las municipales de 2015, y pese al éxito en el resto de España. Sin embargo, la ola parece llegar a la comunidad, y con cabezas de cartel desconocidos tendría opciones de dos escaños. Ciudadanos amaga con atacar la hegemonía del PPdeG en el caladero de votos del centroderecha.




Haz click para ampliar el gráfico

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine