Iglesias apela a los votantes socialistas decepcionados

Dice que los dirigentes del PSOE "ya no engañan a nadie" y pide el voto a sus simpatizantes desencantados

07.12.2015 | 10:28
Iglesias: \
Play
Iglesias apela a los votantes socialistas decepcionados

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha considerado hoy que los dirigentes del PSOE "ya no engañan a nadie" y se ha mostrado encantado de que cada vez más socialistas de corazón digan que van a votar Podemos. "Yo no me llamo Pablo Iglesias por casualidad: bienvenidos a casa", ha dicho.

Con esas palabras, Iglesias ha arrancado el aplauso de los simpatizantes de Podemos que llenan hoy el Palacio de Congresos de Cádiz, con un aforo desbordado de 900 personas y otras 500 que le escuchaban en el patio y le aclamaban como "presidente, presidente".

"Pedro Sánchez lo ha intentado, lo que pasa es que no ha podido", porque sigue habiendo exministros socialistas en consejos de administración de grandes empresas, ha recordado Iglesias, quien ha insistido en que "la gente ya no se lo cree", ya que hay un PSOE en campaña y otro distinto cuando gobierna y en que "esos dirigentes socialistas ya no engañan a nadie".

El candidato de Podemos a la presidencia ha arremetido también en su primer mitin de campaña contra Ciudadanos y su presidente, Albert Rivera, que no cree que sea de derechas, sino "de lo que convenga en cada momento", como demuestra que, en su opinión, haya apoyado al PSOE en Andalucía y al PP en Madrid.

"Lejos del cambio y de la regeneración, lo único que han demostrado es ser muletas de lo viejo", de Susana Díaz en Andalucía y "del partido de la Púnica" en Madrid, ha dicho.

Una crítica que ha repetido después la secretaria general de Podemos en Andalucía, Teresa Rodríguez, muy aplaudida por los asistentes al señalar a Rivera como "el puntal de lo peor del bipartidismo".

No ha olvidado tampoco Iglesias a su tercer adversario, el PP, al que ve preocupado y "tenso", y ha recordado la "conversación" que mantuvo ayer con la popular Celia Villalobos en el Congreso para acentuar la diferencia entre "lo que vamos a dejar atrás y lo que nos espera".

"Hay veces que lo mejor es dejarles que hablen, que hablen, que hablen...", "nosotros no vamos a dejar de ser educados ni correctos pero, lo siento, vamos a decir las cosas a la cara y a los corruptos les vamos a llamar corruptos", ha enfatizado.

Un Pablo Iglesias que ha aprovechado este primer mitin de campaña para anunciar que, si gana las elecciones, su vicepresidenta será la coordinadora entre áreas del partido, Irene Montero, que también ha tomado la palabra para apelar a esa posibilidad de cambio que representa Podemos.

No ha sido casual la elección de Cádiz para el primer gran mitin de campaña. Podemos abre aquí una campaña tras la que espera repetir el éxito que tuvieron las candidaturas populares en las que llaman "las alcaldías del cambio", y uno de los rostros de ese triunfo es el alcalde gaditano, José María González, Kichi.

Y ha sido él mismo quien ha puesto en valor ese logro afirmando: "En Cádiz ya sabemos lo que es ganar unas elecciones".

A esa reivindicación unen otro nombre, el de la Pepa, la Constitución de 1812, promulgada por las Cortes de Cádiz, símbolo, según Podemos, de la lucha por la soberanía nacional y la soberanía democrática frente a los poderosos, muy similar a la que se mantiene en el momento actual, como ha argumentado el número dos de Podemos, Íñigo Errejón, tras asegurar que pretenden reconstruir ese acuerdo de convivencia roto por los privilegiados.

Y algo más que Podemos ha querido poner en valor con este mitin está en la fecha, la de un 4 de diciembre, como hoy, en 1977, cuando millón y medio de andaluces se manifestaron en todas las capitales para demandar la autonomía.

Con ese recuerdo en mente, Podemos también ha venido a Cádiz para hablar del encaje territorial y del derecho a decidir.

"Andalucía quiere mirarse a los ojos de otros territorios", ha dicho Iglesias, quien ha asegurado que en Cádiz defiende "lo mismo en Barcelona": "Derecho a decidir y que voten los catalanes", ha subrayado tras prometer que, si es presidente, quiere escuchar a los andaluces como a los catalanes, porque la grandeza de España es su diversidad.

En el mitin se respiraba optimismo entre los dirigentes de Podemos. "Lo tenemos al alcance de la mano", señalaba Errejón al final del mitin, que concluía con el himno de Andalucía.

"Se respira, se siente, se nota la remontada", ha dicho al inicio de su intervención Iglesias, tras lo que le contestaba uno de los simpatizantes: "Se nota, se siente, el coletas presidente".

No ha sido la única anécdota en un mitin de apertura de campaña en el que no han faltado la chirigota Superpop cantándole a los años 80 y en el que hasta el alcalde Kichi se ha arrancado con el pasodoble "Era un cuatro de diciembre", de Martínez Ares.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine