El mutismo del presidente de Alcoa indigna a los trabajadores, que exigen transparencia

La plantilla de San Cibrao avisa de que no aceptará una división de la planta y no descarta que el plan sea un órdago al Gobierno para lograr una baja tarifa eléctrica

31.05.2016 | 02:17

La visita del presidente de Alcoa España, Rubén Bartolomé, a las factorías de A Coruña, Lugo y Avilés amenaza con caldear más los ánimos entre los más de 2.000 trabajadores que hace una semana conocieron los planes de la multinacional aluminera estadounidense de buscar un comprador o un grupo inversor para las tres fábricas que le quedan en España y ven peligrar sus puestos de trabajo y el futuro industrial de Galicia. El directivo inició ayer en San Cibrao (Cervo-Xove) una ronda de contactos con los comités de empresa de los tres centros de trabajo, aunque no reveló ningún dato de las pretensiones del grupo ni de los plazos en los que decidirá el futuro de las tres fábricas.

Bartolomé mantuvo el mutismo que rodea la operación durante el encuentro celebrado a la una de la tarde de con los representantes sindicales, los dos directores de planta de San Cibrao y el director de Recursos Humanos de Alcoa España, Borja Alvear. Insistió en que Alcoa ha iniciado un "estudio estratégico" de los centros de trabajo para evaluar posibles alternativas, entre las que se encuentra la venta de una o las tres fábricas, la entrada de nuevos inversores o incluso el mantenimiento de las tres bajo el paraguas de Alcoa sin que nada cambie respecto a la actual situación.

Esta última matización alimenta las especulaciones sobre si la multinacional estadounidense ha lanzado un órdago al Gobierno y amaga con vender las fábricas que dan empleo a más de 2.000 trabajadores -en el caso concreto de Cervo, mantiene la economía de toda A Mariña lucense y genera un 30% de la riqueza de la provincia- para lograr un precio energético más ajustado a sus necesidades.

El presidente de Alcoa España desconoce, según justificó ante los sindicatos, cuándo el grupo concluirá ese estudio estratégico y tomará una decisión sobre los tres centros de trabajo, ante lo que los representantes de la plantilla mostraron su indignación por la falta de transparencia, pero también ante el proyecto de Alcoa de dividir en dos el centro de Cervo y vender solo la planta de Aluminio Español de San Cibrao para mantener en su poder la de Alúmina Española.

Reunión con Conde

El conselleiro de Economía, Emprego e Industria, Francisco Conde, recibirá este mediodía a una representación de los comités de empresa de las factorías de Alcoa y San Cibrao, que suman 1.700 trabajadores, para abordar la situación de los centros de trabajo después de conocerse los planes de la multinacional del aluminio de buscarles comprador.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine