21 de mayo de 2016
21.05.2016

La industria auxiliar aspira a proveer el 30% de las piezas del nuevo modelo de PSA

Es la misma cuota de negocio que ha atado para el K9 -La inversión de las fábricas de componentes llegará a los 3.000 millones

21.05.2016 | 02:24
Feijóo, en el centro de la imagen, acompañado de los representantes del sector. // Conchi Paz

La industria gallega de componentes de automoción aspira a fabricar el 30% de las piezas del nuevo modelo adjudicado a la planta del Grupo PSA, la misma cuota de negocio que ha amarrado para el proyecto de furgonetas K9. El nuevo lanzamiento, que despeja el futuro de Balaídos hasta 2026, generará una inversión adicional entre los proveedores de unos 3.000 millones de euros, según avanzó ayer el presidente del Cluster de Empresas de Automoción de Galicia (Ceaga), Luciano Martínez Covelo.

El proyecto industrial ha sido rebautizado como el V20 -en referencia a Vigo 2020, cuando comenzará la fabricación-, con la intención de evitar tensiones entre las plantas del grupo en Europa. En todo caso el código del nuevo lanzamiento es P24, un todocamino de grandes volúmenes de producción, como avanzó FARO en exclusiva. "Los proveedores empezamos ahora la carrera, la adjudicación es una gran noticia y una gran oportunidad", expuso el presidente de Ceaga, que confirmó que "ya hay alguna empresa trabajando" con la vista puesta en este nuevo modelo. En todo caso, esos contratos de componentes no empezarán a conocerse hasta 2017.

Martínez Covelo valoró ayer el impacto del anuncio formalizado en Vigo por el presidente del Grupo PSA, Carlos Tavares, en un encuentro con el presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, representantes de Ceaga, de Zona Franca, y del Centro Tecnológico del Automóvil (CTAG). El máximo responsable de Ceaga recordó que el PTCA, el plan estratégico de la automoción, jugará un papel determinante en los futuros proyectos de la industria auxiliar. En la misma línea se ha pronunciado el presidente del CTAG, Antonio Santos, quien sostuvo que este centro tecnológico tiene el "desafío" de competir con otros centros similares, y aportar tecnología a nuevos productos.

Por su parte, el presidente gallego, Núñez Feijóo, aseguró que la inversión de 640 millones de euros anunciada por el Grupo PSA irá acompañada de otros 3.000 millones de inversión realizada por la industria auxiliar. El titular de la Xunta recordó que tanto la eficiencia de la planta de PSA en Vigo como el trabajo del Centro Tecnológico de la Automoción (CTAG) han sido "determinantes" para la nueva adjudicación, y garantizó que el Gobierno gallego seguirá "trabajando" para apoyar a la industria del automóvil gallega y para que ese "triunfo" del V20 tenga repercusión en toda la industria gallega.

Feijóo recordó que el gobierno que preside ha aprobado financiar la contratación de 300 investigadores y ha animado al CTAG a que concurra para aumentar su plantel de ingenieros. Asimismo avanzó que, en el próximo Consello de la Xunta, se aprobará un paquete económico, con cargo al superávit, con líneas de financiación y otras ayudas para la industria gallega.

Por otra parte, el director de la fábrica de Balaídos, Yann Martin, valoró que la adjudicación del todocamino para la factoría viguesa ha sido fruto de un "trabajo conjunto" de trabajadores, proveedores y otros agentes. A preguntas de los medios sobre las previsiones de empleo tras una reunión en el concello, Martin reconoció que el proyecto implicará "cargar la planta a tope" en lo que a niveles de producción se refiere, con una estimación de entre 450.000 y 500.000 coches fabricados al año.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine