Los salarios del metal pontevedrés subirán un 1,75% hasta 2016 con el nuevo convenio

Asime, Atra e Instalectra alcanzan un preacuerdo tras casi una veintena de reuniones con los sindicatos CC OO y UGT - La CIG rechaza el texto y apuesta por un convenio gallego

12.11.2015 | 02:11
Representantes de la patronal (derecha) y los sindicatos, en la reunión de ayer en Coia. // Ricardo Grobas

"Fumata blanca" en el convenio sectorial del metal de la provincia de Pontevedra. Las organizaciones empresariales Asime, Atra e Instalectra y los sindicatos CC OO y UGT alcanzaron ayer por la noche un preacuerdo sobre el nuevo texto, que tendrá una vigencia de dos años y garantiza un incremento de los salarios del 1,75% hasta 2016, según indicaron a FARO fuentes patronales y sindicales. La CIG no secundó el preacuerdo y apuesta por establecer un convenio sectorial metalúrgico a nivel autonómico. El nuevo texto introduce por primera vez artículos para asegurar la competitividad de las empresas (unas 3.500 en toda la provincia) y luchar contra la competencia desleal, así como mejoras sociales para el conjunto de los trabajadores afectados (más de 22.000).

El consenso llegó a la decimoctava reunión entre patronal y sindicatos y después del conato de ruptura de las negociaciones -que comenzaron en febrero- sufrido hace una semana. Un aspecto clave para la firma del preacuerdo fue el abandono por parte de la parte empresarial de su intención de modificar el complemento de eventualidad (pedían bajarlo de 20 días de indemnización por año trabajado a 12 y abonarlo al final del contrato y no prorrateado mes a mes, como ahora).

El incremento salarial será del 0,5% en 2015 con efectos retroactivos (con atrasos) y del 1,25% en 2016. Se incluye además la enfermedad profesional en el seguro del convenio y se acordó la acumulación de los permisos de lactancia. Por primera vez también se introducen artículos para impulsar la competitividad de las 3.500 empresas del sector y para hacer frente a la competencia desleal que sufren algunos subsectores del metal (como los talleres, por ejemplo). También se ha llegado a un compromiso de trabajar en el campo de la clasificación profesional.

Para el portavoz de la parte empresarial, Enrique Mallón, el "acuerdo aporta mejoras para los trabajadores del sector y refleja por primera vez en el texto la necesidad de incrementar la competitividad de nuestras empresas". "Nos ha costado mucho poder llegar a un acuerdo dada la situación actual de nuestras actividades; hemos realizado una negociación seria y responsable durante las 18 reuniones", manifestó.

CC OO valoró que el convenio evoluciona sustancialmente en contenidos y aspectos nuevos y "hubieramos deseado que la patronal asumiese el reto de incrementar más los salarios". Tanto CC OO como UGT celebrarán en los próximos días asambleas para ratificar el acuerdo. Al igual que la CIG, que no firmó el convenio, la asociación Foncalor había abandonado con anterioridad la negociación al no sentirse representada.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine