Volkswagen pierde un 9,5% en Bolsa por las irregularidades en las emisiones de CO2

-Las anomalías no se limitan a motores diésel, afectan también a unos 98.000 de gasolina -Bruselas puede multar al grupo alemán por incumplir la norma sobre gases contaminantes

05.11.2015 | 01:57
La sede central de Volkswagen, en Wolfsburgo (Alemania). // Efe

Las acciones del grupo automovilístico alemán Volkswagen bajaron ayer un 9,5% en la Bolsa de Fráncfort tras revelar la compañía que 800.000 vehículos están afectados por nuevas irregularidades relacionadas con la medición de emisiones de dióxido de carbono (CO2). Los títulos de la empresa germana cerraron la sesión en 100,45 euros, 10,55 euros menos que en la jornada anterior.

Mientras la cotización del fabricante de vehículos se desplomaba, las reacciones y datos adicionales sobre este nuevo escándalo de la firma de Wolfsburgo se sucedían. El ministro de Transportes alemán, Alexander Dobrindt, reveló que de los 800.000 automóviles que Volkswagen admitió que presentan emisiones "irregulares" de CO2, unos 98.000 cuentan con motores de gasolina. De esta forma el escándalo en torno a las emisiones de gases contaminantes del fabricante alemán deja de ser una cuestión limitada a motores diésel, algo que ya había provocado que la trama de trucaje recibiese la denominación de Dieselgate.

"Hoy se nos ha comunicado que 98.000 de esos vehículos son de gasolina", indicó el ministro en un pleno del Bundestag (cámara baja) ante una interpelación parlamentaria. Dobrindt consideró "inaceptable" que una empresa haya tomado medidas para falsear los datos de emisiones de gases contaminantes y aseguró que Volkswagen debe asumir su "responsabilidad" en todos los frentes derivados de este escándalo. "Volkswagen tiene claramente la responsabilidad y la obligación de reparar los daños a los clientes", sentenció.

Un portavoz de la fábrica de Seat en Martorell anunció también que la marca española cuenta con vehículos afectados por estas deficiencias. Esta fuente, que no concretó qué modelos ni cuántas unidades están implicadas, sí señaló que son "mayoritariamente diésel".

La Comisión Europea, por su parte, instó a Volkswagen a acelerar sus investigaciones internas y aclarar si también manipuló las emisiones de dióxido de carbono. "Tenemos que aclarar sin retraso cuáles son las irregularidades, qué las causó, qué coches están afectados, dónde fueron registrados y qué medidas puede tomar el grupo", sostuvo la portavoz comunitaria Lucía Caudet. La CE, aclaró, aún no recibió ninguna notificación ni directa ni oficial sobre este nuevo hallazgo y señaló que el Ejecutivo comunitario está en contacto con las autoridades alemanas competentes, que son las que informarán hoy sobre si efectivamente se manipularon los niveles de emisiones de CO2.

Caudet reiteró que Bruselas "continuará apoyando las investigaciones nacionales y facilitando el intercambio de información". "Necesitamos tener todos los hechos sobre la mesa", subrayó la portavoz comunitaria.

La manipulación de los niveles de emisiones de CO2 abre un nuevo escenario en el que Bruselas sí puede fijar multas a los fabricantes en caso de que excedan el límite establecido de emisiones de dióxido de carbono, algo que no puede hacer con las emisiones de NOx.

La compañía ya calculó que este nuevo caso puede suponerle un perjuicio económico de más de 2.000 millones de euros.

Mientras, en España aumenta la preocupación en las fábricas dependientes del grupo Volkswagen y la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU) pidió al Ministerio de Industria una investigación oficial y urgente sobre el alcance real del fraude cometido por el grupo alemán. La asociación destacó que el reconocimiento de irregularidades en las emisiones de CO2 supone "un salto cualitativo importante" pues las emisiones de dióxido de carbono son claves en la concesión de ayudas a empresas y usuarios.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine