Alfredo García Calvo, responsable de la filial Novapesca, se queda sin poderes

Deloitte revoca su cargo de apoderado tras semanas "desaparecido" de la compañía - Él y Sousa dejaron la administración el 4 de febrero

15.05.2013 | 10:13

Alfonso Alfredo García Calvo (Pochi, como se le conoce en Pescanova) era administrador solidario de Novapesca Trading junto con Manuel Fernández de Sousa. Cesaron en sus cargos el 4 de febrero, y el Boletín Oficial del Registro Mercantil (Borme) lo hizo público el día 12 del mismo mes, apenas una quincena antes de que se desatara la crisis en la multinacional.
Desde ese momento, y como apuntaron a FARO diversas fuentes del entorno de la pesquera, García Calvo dejó de aparecer por las instalaciones de Chapela. "Desapareció de la compañía", dice un ejecutivo. "Tuvo vértigo por la que se le venía encima y se esfumó", coincide otro.
García Calvo es un -antiguo- pretoriano de Sousa-Faro, y su padre fue jefe de Personal durante muchos años. El hecho es que, desde este martes -que se ha publicado en el Borme-, ha perdido todos los poderes en Novapesca Trading, una sociedad de cartera que no está auditada y que cerró 2011 con deudas superiores a los 808 millones de euros, más del 67% del valor de los activos fijos (1.200 millones) de todo el grupo pesquero. Fue el 3 de mayo, cuando Sousa ya había sido apartado de la gestión de la multinacional, cuando se produjo la revocación de García Calvo como apoderado de Novapesca. Desde entonces no puede tomar ninguna decisión en esta compañía, que solo con empresas del grupo acumula un pasivo que supera holgadamente los 585 millones de euros.

Enlaces recomendados: Premios Cine