Roberto González y Amancio Rodríguez, Construcción: ´Esto se veía venir, se construía a lo loco y ahora pagamos nosotros´

Los trabajadores de la automoción y la construcción soportan con mayor crudeza los efectos de la desaceleración

23.11.2008 | 00:00
Manuel Pino (izq) y Adolfo Ángel Fernández, ex trabajadores de Draka. Manuel Pino (izq) y Adolfo Ángel Fernández, ex trabajadores de Draka.

"Esto se veía venir; los bancos daban dinero a lo loco, se construía también a lo loco, en cualquier lado y a precios altísimos y se vendía todo. Era un crecimiento artificial en el que muchos se forraron y ahora nosotros pagamos las consecuencias". Es la reflexión de Roberto González, electricista de 26 años en una de las principales constructoras de la comarca viguesa que, lo mismo que casi la mitad de sus 90 compañeros, sufre desde principios de verano una regulación de empleo -motivada en falta de producción- "por seis meses" , que se traduce en el 70% de su salario "como máximo, hasta marzo y, después, sólo el 60%del sueldo".
Roberto, cuya compañera trabaja con un contrato eventual en el sector de la limpieza y con una hija, ha de hacer frente a una hipoteca que se llevará buena parte de sus ingresos durante otros veinte años.
"Es difícil de llevar; tienes que ajustar los gastos al máximo, comprar sólo lo imprescindible y olvidarte de gastos como tomarte un vermú o una caña con los amigos alguna vez".
A su lado, su compañero Amancio, de 31 años y colocador de piedra en fachadas en la misma empresa, comparte la sensación de incertidumbre ante el futuro. Es también nuevo en el paro. Tiene una hija de cinco años y su mujer es eventual en una panadería.
"Tenía el terreno y los planos de la casa que queríamos hacer pero lo paré todo porque no sabemos qué va a pasar y en estas condiciones el banco no te da dinero", explica el joven, que comprueba cada día lo difícil de una recolocación. "Tengo carné de camión y de gruista pero ahora mismo no hay trabajo y no sé qué va a pasar", indica el hombre, sólo unas horas antes de reunirse con sus compañeros para analizar los nuevos planes de la empresa para enviar a casa al 75% de una plantilla actual de unos 90 trabajadores, cuando en los tiempos de mayor actividad llegó a ser de unas 250 personas y con obras hasta en Aragón o el País Vasco.
"Los empresarios se llenaron bien los bolsillos, los obreros trabajamos como negros y ahora nos quieren liquidar por cuatro duros y, además, aprovechan estas circunstancias para quitarse del medio a quienes no les interesan porque reclaman sus derechos", critican, molestos también por la actitud de muchos compañeros, que parecen culpar a los representantes sindicales de los problemas que padece la empresa "aunque se beneficien luego".

Economía

Un informe rebaja el impacto del "Brexit" en la economía británica

Un informe divulgado ayer por el Instituto de Asuntos Económicos (IEA) considera que la...

Los forestales de Portugal condenan la "amenaza" de Portucel de invertir en Galicia

Busca ya terrenos para instalarse por la política forestal de Lisboa

Adiós con honores al abuelo del "Bima Suci"

Adiós con honores al abuelo del "Bima Suci"

El "KRI Dewaruci", que será reemplazado por el buque de Freire, realiza su última singladura

Tres de cada diez contratos firmados en Galicia duran menos de una semana

Tres de cada diez contratos firmados en Galicia duran menos de una semana

La comunidad registra 12 contratos por cada persona que deja el paro - Lugo es la provincia con...

El CEO de Infosys dimite tras recibir "maliciosos ataques personales"

Vishal Sikka, consejero delegado de la compañía tecnológica india Infosys, ha...

Finanzas Personales

Algunas empresas hacen uso de preguntas tipo.
Las preguntas más raras en una entrevista de trabajo

Las preguntas más raras en una entrevista de trabajo

Algunas cuestiones tienen truco y son clave a la hora de hacerse con ese puesto tan deseado

Los riesgos del parecido entre el euro y el bolívar

Los riesgos del parecido entre el euro y el bolívar

La Guardia Civil advierte en Twitter de las similitudes entre ambas monedas - El bolívar son 9...

Las prácticas de la banca para rechazar la devolución de la cláusula suelo

Las prácticas de la banca para rechazar la devolución de la cláusula suelo

Adicae dice que sólo el 12% de los hipotecados ha obtenido una oferta por parte de su entidad

¿Sabes qué hacer para reclamar por un vuelo?

¿Sabes qué hacer para reclamar por un vuelo?

Cancelaciones, retrasos y 'overbookings' son problemas frecuentes en los aeropuertos en verano

Las multas de tráfico más comunes en verano

Las multas de tráfico más comunes en verano

Conducir en chanclas, comer al volante o tirar colillas son algunas de las infracciones habituales

Protege tu ordenador del trabajo también en verano

Protege tu ordenador del trabajo también en verano

Los riesgos y ataques a terminales y ordenadores en el trabajo se incrementan durante estos meses

Enlaces recomendados: Premios Cine