El Deportivo no da ninguna opción

El Pontevedra sale goleado en el primer test de pretemporada ante un rival muy superior y mucho más rodado - El primer once de Luisito incluyó a los siete jugadores que continúan con respecto al curso pasado

26.07.2017 | 04:55
Kevin Presa presionado por Juanfran en una jugada del partido de ayer. // Rafa Vázquez

El Pontevedra fue aplastado ayer por el rodillo deportivista y el conjunto blanquiazul se llevó el Trofeo Luis Otero con facilidad. Los jugadores granates, todavía engrasando su pequeño utilitario, se vieron sobrepasados por un auténtico bólido que ya llevaba el motor revolucionado de varios amistosos y semanas más de trabajo previo. El resultado fue una abultada goleada (0-5) de la que poco o nada se puede sacar en claro para unos y otros, pero que dio la oportunidad de ver a jugadores de primer nivel en Pasarón e ir conociendo las caras de los nuevos fichajes del Pontevedra.

El primer once local de la pretemporada fue, como es habitual, con protagonismo del grupo del año pasado. Luisito dio entrada de inicio a los siete jugadores que permanecen de la anterior campaña y los acompañó con los defensas Miguel, David Castro y Goldar y del vasco Etxániz en punta.

Empezó muy bien el Pontevedra, tratando de tocar y de buscar algún agujero en un bien colocado Deportivo que pocas o ningunas oportunidades concedió. Aún así, la primera ocasión fue granate. Añón encontró un hueco por banda derecha y disparó tímidamente sin dar mucho trabajo a Rubén.

El Depor hizo valer desde el comienzo su mayor ritmo y el evidente salto de categoría que existe entre ambos equipos. Así, a los 10 minutos de juego los herculinos ya consiguieron adelantarse en el electrónico merced a un tanto de Fede Cartabia desde dentro del área al estar muy hábil al aprovecharse de un error de David Castro, que falló al intentar controlar la pelota dentro del área en lugar de despejarla. La contestación lerezana tardó poco y fue a balón parado. Bruno cabeceó desviado un saque de esquina bien botado por Mouriño que se marchó lamiendo el palo izquierdo visitante. Minutos después el partido se tuvo que detener al tener que retirarse lesionado el delantero rumano Florin Andone.

El cambio dio otro aire al Deportivo arriba con la entrada del reciente fichaje Bakkali. El belga imprimió una verticalidad y velocidad a su equipo que volvió loca a la defensa granate. Percutió una y otra vez por banda zurda hasta encontrar su premio. En el minuto 35 hizo el segundo gol blanquiazul en una jugada de potencia dentro del área que empezó y resolvió él mismo tras controlar con comodidad muy cerca de la portería de Edu.

Con 0-2 se llegó al descanso y con la sensación de que los granates estaban bien con balón, tenían fútbol,pero sufrían mucho sin él ante un rival que por lógica le debería pasar por encima.

La segunda parte estuvo, como suele ser habitual en los partidos de pretemporada, algo más falta de ritmo. Aun así el conjunto de Pepe Mel siguió siendo dueño y señor del encuentro ante un Pontevedra que perdió algo de frescura en la posesión del balón. Luisito introdujo seis cambios al descanso para dar entrada a Jimmy, Anxo, Carlos Ramos, Jorge Hernández, Mongil y Adrián León. Después, con la segunda parte ya avanzada entrarían al terreno de juego Prosi y los canteranos Lezcano y Garrido.

El marcador se amplió muy pronto después de la reanudación y de nuevo Bakkali fue el protagonista de una jugada condicionada por un despiste defensivo. Fede Valverde arrebató la pelota a Mongil en tres cuartos de campo para lanzarse directo a la contra y dar el pase de la muerte al belga, que fusiló a Anxo.

La única oportunidad clara del Pontevedra en toda la segunda parte estuvo en un remate de Prosi, entrando desde segunda línea, tras pase atrás de Álex González desde la izquierda. El remate del asturiano se marchó desviado por poco. Con 0-3 Mel introdujo todos los cambios en su equipo y los relevos blanquiazules salieron con el hambre suficiente como para hacer dos dianas más. El cuarto lo anotó Borja Valle a pase de Gama y el quinto fue obra del propio extremo luso con un precioso disparo desde la frontal. Anxo detuvo a Valle un mano a mano en el tramo final del choque que impidió que el marcador fuese más abultado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine