baloncesto - Liga Leb Plata

El impulso de la Copa para el ascenso

Cinco de los últimos siete ganadores coperos acabaron ascendiendo a final de curso

26.01.2016 | 02:18
Jugadores del Peixegalego saludando a los aficioandos en las gradas. // Santos Álvarez

La consecución de la Copa Leb Plata no es garantía de ascenso, pero sí deja las cosas muy encarriladas para que al final de la temporada el equipo ganador pueda cantar el alirón.

Esta competición celebró el pasado sábado 16 ediciones de las cuales la de Ávila fue la octava jugada a partido único entre el primer y el segundo clasificado de la primera vuelta. Entre los años 2001 y el 2008 se jugaba en modalidad de play off de cuatro equipos.

Desde que esta competición se ha jugado a partido único cinco de los siete ganadores coperos han celebrado el ascenso a la categoría de plata del baloncesto nacional al final de temporada. El caso más reciente es el del primer clasificado de la temporada pasada en la por entonces liga Adecco Plata, el Amics de Castelló.

Junto a ellos, antes lo han conseguido el Prat (2014), Knet Rioja (2011), Lobe Huesca (2010) y Palencia (2009). Mientras que el Ceba Guadalajara y el Araberri (ambos rivales del Peixe este año en liga) se quedaron sin completar la temporada con una segunda alegría en los años 2013 y 2012, respectivamente.

El Peixe se convirtió además en el segundo equipo de Galicia en presumir de este título nacional en su vitrinas ya que en el pasado el Cob de Ourense se hizo con él en el 2007. Antes lo habían intentado el Rosalía y el Celso Míguez de Pontevedra.

El caso del equipo pontevedrés fue especialmente doloroso puesto que los lerezanos eran anfitriones del evento en una temporada en la que acabaron perdiendo la categoría en la última posición.

Entre los ilustres ganadores de esta competición destaca un Bilbao Basket que ahora es uno de los equipos más fuertes de España y se codea con importantes equipos de Europa en la competición continental.

Al Peixegalego le quedan ahora once partidos por delante para seguir soñando con que es posible el sueño del ascenso con una plantilla humilde que ha demostrado en sus dos últimos partidos ante el Ávila que se maneja como pez en el agua con la presión de un partido importante.

Si el Peixegalego no consiguiera el ascenso por vía directa al finalizar la liga como primer clasificado, todavía tendrá una segunda oportunidad al tener factor campo en todas sus eliminatorias de play off, ya que este título te otorga la posición de segundo en la tabla a final de año. Soñar es gratis para una plantilla azul que ya ha tocado el cielo una vez y que todavía tiene margen de mejora. Pese a todo, el ascenso acarrea un importante trabajo posterior en los despachos con la consecución de los avales necesarios, algo nada fácil.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine