El rival granate, un visitante peligroso

El Somozas visita mañana Pasarón con los galones de ser mejor lejos de su campo y apuntando los puestos de play-off como objetivo - En el último encuentro el Pontevedra ganó, pero los coruñeses fueron campeones

05.12.2015 | 04:56
Edu y Pablo (en primer término) dos de los supervivientes del último Pontevedra-Somozas. // Rafa Vázquez

El Pontevedra vuelve mañana a jugar por segunda ocasión en esta semana en Pasarón. Tras el partido de Copa Federación, los granates vuelven a la realidad de la Liga para medirse a un Somozas que ha mostrado ser capaz de capaz de lo mejor y lo peor en esta temporada. Los de Antonio López "Stili" ocupan actualmente la octava posición, con un punto por debajo del Pontevedra, con nueve puntos por encima del descenso y a dos de los puestos de play-off.

Se trata de un equipo que es el tercer mejor visitante del grupo, con 13 puntos logrados fuera de su campo. Su fortaleza ofensiva como visitante provoca que tenga el segundo mejor promedio, haciendo una media de 1,29 goles por partido en este apartado (1,27 contando con los partidos que juega en casa). A pesar de sus esfuerzos ofensivo, sus mejores números en defensa también son a domicilio. Aquí son el tercer equipo menos goleado con seis goles en contra, recibiendo una media de 0,86 tantos recibidos. En cambio el Pontevedra recibe una media de 0,71 goles por partido en Pasarón y anota en casa una media de 1,43 tantos por encuentro.

Precedente agridulce

El de mañana será la primera vez que Pontevedra y Somozas se vean las caras en Segunda B. Sin embargo, fueron varios los enfrentamientos entre los dos conjuntos en Tercera. El último de ellos se producía el 4 de mayo de 2014 en la penúltima jornada de Liga con un 2-0 de los granates en Pasarón con el que se situaban líderes de la tabla, pasando a depender de sí mismos para ser los campeones de liga. Los goles fueron de Lede y de Carnero. Además del delantero, jugaron otros jugadores del equipo actual como Edu, Adrián, Pablo y Tubo.

El resultado parecía dulce para los intereses granates, pero en la última jornada llegó la hecatombe. El Dorneda empataba en la última jornada con el Pontevedra, un resultado que no les valió para evitar el descenso, mientras que el resto del grupo de arriba ganó, desplazando los del Lérez no solo del puesto de cabeza de la tabla, sino de las posiciones de play-off. Curiosamente, el campeón de liga acabó siendo el Somozas, logrando el ascenso a Segunda B haciendo bueno el dicho de que "quien ríe último, ríe mejor".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine