fútbol - Segunda División B

El Pontevedra se engancha al play-off

Defenderá la posición este fin de semana en Vigo en el derbi contra el Celta B, que está en zona de descenso

23.11.2015 | 02:24
Bruno, Miki, Álex Fernández, Kevin Presa y Tubo durante una sesión preparatoria, con Luisito al fondo. // Rafa Vázquez

El Pontevedra ya está en puestos de play-off. La derrota del Lealtad ante el Racing de Ferrol, que mostró su fortaleza de líder con un 3-1, y con el empate granate en Gijón le permite al conjunto de Luisito ascender al cuarto puesto, el último que marca el acceso al play-off de ascenso a Segunda. De esta forma, invita a soñar con un objetivo mayor que el de la permanencia fijada el pasado verano y es que en una liga tan igualada, el Pontevedra está para dar guerra en su regreso a la categoría.

Play-off es palabra tabú en los entrenamientos del Pontevedra. Luisito ni quiere oír hablar de esa posibilidad. El técnico ha hecho suya esa fase de "partido a partido", que popularizó el entrenador del Atlético de Madrid, Diego Simeone, aunque la verdad es que esta posición es sin duda una subida de moral para una plantilla formada por 22 jugadores, 18 de los cuales jugaban en Tercera hace unos meses. Quien sí se puede permitir soñar con un premio mayor es a la afición, que sin duda tiene un motivo extra para continuar apoyando al equipo, que está mostrando tener una gran regularidad.

Aunque para volver a Pasarón todavía le queda al Pontevedra otra jornada más, ya que el próximo fin de semana tendrá una segunda salida consecutiva. Esta vez para enfrenarse a un Celta B que está en los puestos de descenso. El siguiente partido sí será en Pontevedra, con el Somozas, que ocupa actualmente el décimo puesto.

Kevin y Álex Fernández

Aunque Luisito no se cansa de repetir la importancia de todos y cada uno de los integrantes del vestuario, hay varios nombres en la plantilla que sin incondicionales para el de Teo. Jugadores como Edu, Adrián, Campillo, Verdú, Mouriño, Jandrín o Borjas, son fijos para el entrenador, pero hay un binomio por el que el entrenador está apostando desde el principio y es el centro del campo formado por Kevin Presa y Álex Fernández.

En el caso del primero, es un fijo desde la temporada pasada y lleva jugados todos los minutos de la presente campaña. En el caso del segundo, tan solo ha tenido 55 minutos de descanso, partiendo siempre de inicio. No hay que olvidar que Álex fue una de las peticiones expresa de Luisito, con quien ya había coincidido en otros equipos.

El dueto son el motor de este Pontevedra. No destacan por su eficacia goleadora como Borjas Martín o Mouriño, ni por sus números en defensa como Campillo o Edu, pero son los encargados de dar equilibrio a este Pontevedra. En el caso de Gijón, en el partido del pasado sábado, ha sido el más fragante de todos. Con un equipo más gris de lo habitual, los mejores fueron Álex y Kevin. Ellos canalizaron el juego del equipo.

En el caso de Álex, sin florituras es el dueño del medio campo granate, realizando coberturas defensivas y apoyo a nivel ofensivo. No es organizador, pero juega con criterio. No es especialista defensivo, pero aporta mucho cuando al equipo le toca recular o acabar con las contragolpes.

Álex es el jefe del mediocampo, pero Kevin es imprescindible. A pesar de sus 21 años ya dejó claro la pasada temporada que es presente y futuro del Pontevedra. El canterano está más que consolidado y para el recuerdo queda el gol que anotó en la fase de ascenso y en Segunda B está rindiendo muy bien. El jugador aporta despliegue físico, robo de balón y salida y por si fuera poco, también tiene llegada al área, donde demostró ser un arma para Luisito a balón parado.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine