Carnero acerca el objetivo granate

Un gol del delantero termina con la sequía a domicilio y le impulsa a la tercera posición - Los granates jugaron más de media hora en inferioridad tras la expulsión de Benja - Cerceda y Boiro ceden terreno

14.04.2014 | 00:48
David García conduce el balón ante la presión ejercida por uno de los jugadores del Negreira en un momento del partido disputado ayer en el García Calvo. // Área 11

negreira 0

min l l

Diego Penas 90 - -

Ángelo 90 - -

Amoedo 90 1 -

Bautista 90 1 -

Gonzalo 90 - -

Diego Gesto 90 - -

Ramos 83 - -

l Blanco 7 - -

Adrián 90 - -

Diego Otero 90 1 -

Alvarito 85 - -

l Anxo 5 - -

David Calo 62 - -

l García 28 - -

pontevedra 1

min l l

Edu 90 - -

Caco 90 - -

Pablo 90 - -

Yago Vázquez 90 1 -

Adrián 90 - -

Pedro Crespo 90 - -

Benja 56 2 1

Fran Fandiño 72 - -

l David García 18 - -

Tubo 90 1 -

Javi Otero 79 - -

l Luismi 11 - -

Carnero 83 - -

l Kevin Levis 7 - -

El Pontevedra rompe su mala racha a domicilio con una trabajada victoria que le impulsa en su propósito de clasificación para el play off de ascenso. El conjunto entrenado por Manu Fernández tuvo que sufrir para salir victorioso del García Calvo y no fue hasta la hora de juego cuando Carnero desniveló la balanza. Los tres puntos del Pontevedra tienen todavía más valor por los pinchazos de Cerceda y Boiro en la zona alta y lo colocan en la tercera plaza. El Negreira, que jugó la última media hora de partido con un jugador más, fue incapaz de mostrar argumentos para darle la vuelta al partido. Abusó del juego aéreo y no consiguió fruto. La derrota lo deja en puestos de descenso.

El conjunto granate fue de menos a más. Trazó buenas combinaciones entre Carnero, Benja y Javi Otero durante buena parte del encuentro. Pero fueron llegadas aisladas, como en un disparo desde la frontal de Benja que salió centrado y atrapó sin demasiados apuros Diego Penas. Pero eso bastó para mejorar el estado de ánimo mostrado en su última salida. Los pontevedreses evidenciaban una mejoría con respecto al fin de semana pasado y también en comparación con su anterior desplazamientos. Ambos terminaron en derrota, por lo que la victoria resultaba ahora una obligación.

El Negreira, por su parte, también con la presión de tener que ganar para no sufrir el castigo que finalmente se materializó, sometió a un bombardeo a los centrales Pablo y Yago Vázquez. Solo en momentos muy puntuales los zagueros visitantes titubearon en estos intentos.

Las llegadas más claras, dentro del atasco general que caracterizaba entonces el encuentro, fueron para el Pontevedra, el único equipo que decidió utilizar el centro del campo y el pase corto. Benja pudo probar de nuevo el disparo en un centro de Pablo Carnero y Javi Otero trazó un excelente dribling para plantarse solo ante el guardameta. En la pugna final con Diego Gesto perdió estabilidad para concretar el disparo. Acabó pidiendo penalti al colegiado.

Todo lo que se había visto en el García Calvo iba a cambiar significativamente tras la reanudación. En el arranque de la segunda mitad, el Pontevedra confirmaba las buenas sensaciones con dos ocasiones de Caco y Pablo, tras un saque de falta. Pero inmediatamente después se le aparecieron entonces todos los fantasmas. Un lance que parecía inocuo, un roce de Diego Otero con Benja, acabó de la peor manera para el Pontevedra. El jugador local se encaró con el granate, acabó en el suelo y la mediación del árbitro se resolvió con una amarilla para cada uno. Benja ya tenía una y acabó expulsado. Los granates se quedaban de nuevo en inferioridad a domicilio, algo que obligaba a hacer un esfuerzo extra en un duelo de exigente desgaste.

Sin embargo, el Pontevedra acertó en la estrategia que puso en marcha a partir de la expulsión. Acabó encerrado en el área pero le sonrió, de nuevo, el balón parado. Un centro de Caco lo peinó Pablo Carnero para romper su sequía y dirigir con un ligero roce la pelota al palo más alejado de Diego Penas.

Un tanto providencial que permitió a los granates replegarse y ahorrar fuerzas. Lo intentó con pocos recursos el Negreira, pero los zagueros del Pontevedra aguantaron para lograr una victoria clave para luchar por el ascenso.

Los granates se reponen así de su derrota del fin de semana pasado y recortan distancias con la primera plaza, de la que se quedan a tres puntos. Para mayor tranquilidad, doblan de dos a cuatro la diferencia con respecto a la quinta plaza.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine