San Pedro vivirá un derbi dramático

Villalonga y Pontevedra llegan a la cita con la necesidad imperiosa de sumar los tres puntos para lograr sus objetivos - La directiva local quiere olvidar las discrepancias que hubo con el partido de la primera vuelta

04.05.2013 | 11:41
Una lance del partido jugado en Pasarón en la primera vuelta entre el Pontevedra y Villalonga. // Rafa Vázquez
Una lance del partido jugado en Pasarón en la primera vuelta entre el Pontevedra y Villalonga. // Rafa Vázquez

javier nogueira - Jugador del Villalonga

El encuentro que jugarán mañana en San Pedro el Villalonga y el Pontevedra tiene todos los matices para ser calificado como un partido de alta tensión por lo mucho que se juegan ambos equipos en la clasificación. Los granates no pueden ceder ningún punto para seguir con opciones hasta el último momento para meterse en la fase de ascenso, mientras que los locales buscan una victoria que les dé la salvación definitiva.

Si al aspecto deportivo le sumamos los problemas surgidos en la primera vuelta, en donde se aplazó el encuentro debido a las malas condiciones del Estadio de Pasarón, y con la disputa de si hubo acuerdo o no entre ambas directivas, lo que suceda durante los noventa minutos en el terreno de juego puede acabar como el rosario de la aurora, lo que no sería favorable para ninguno de los equipos.

Los granates tienen hasta cinco jugadores advertidos de sanción por acumulación de amonestaciones, entre ellos futbolistas habituales en el once inicial como Santi Domínguez, Cristóbal Juncal, Pablo, Caco o Moisés Pereiro, por lo que tendrán que jugar muy aplomados para no cometer un error que le impida estar dentro de siete días en Pasarón frente al Betanzos.

Tampoco lo tiene mucho mejor el equipo de Julián Ferreiro, que llega con varios jugadores tocados, pero sabiendo que tiene una plantilla muy reducida y cualquier sanción o lesión se dejará notar en los siguientes compromisos.

En ese aspecto, el técnico celeste está preocupado por la condición física de Saúl y Machu, los dos veteranos del equipo, que sufrieron percances en el choque correspondiente a la Copa Diputación que se jugó en Baltar de Arriba frente al Sanxenxo. Ambos son indiscutibles y su presencia es imprescindible para tratar de romper con la racha positiva de un Pontevedra que llega lanzado.

El buen tiempo y la necesidad que tienen los dos conjuntos de sumar puntos van a crear un excelente ambiente en el recinto deportivo de San Pedro, en donde los dirigentes locales esperan registrar una gran entrada como la de la pasada campaña, algo que le vendrá muy bien para las arcas del club.

Noticias relacionadas

Enlaces recomendados: Premios Cine