09 de abril de 2018
09.04.2018
motociclismo - Gran Premio de Argentina

Estalla la guerra total entre Márquez y Rossi

El español corre alocado tras ser penalizado, tira al italiano y este pide una sanción y le acusa de ser un peligro en la pista

09.04.2018 | 11:10
Marc Márquez mira hacia atrás después de provocar la caída de Rossi. // Nicolás Aguilera

El británico Cal Crutchlow (Yamaha YZR M 1) se adjudicó la victoria en el Gran Premio de Argentina de MotoGP, disputado en el circuito de Termas de Río Hondo, en el que Marc Márquez (Repsol Honda RC 213 V) la lio y fue penalizado hasta en tres ocasiones.

Si hasta ese momento todo había transcurrido con normalidad con la victoria de los italianos Marco Bezzecchi (KTM), en Moto3, y Mattia Pasini (Kalex), en Moto2, cuando llegó la carrera de MotoGP todo se enturbió desde el principio.

Primero con la decisión de Dirección de Carrera de penalizar a todos los corredores menos al australiano Jack Miller (Honda RC 213 V) por abandonar la formación de salida, y después por las hasta tres sanciones impuestas a Márquez.

La primera de ellas le llegó en la formación de salida, pues su Repsol Honda se paró y tuvo que arrancar la misma "al empujón", algo que podía hacer, pero se equivocó al subirse a la moto y circular en dirección contraria al sentido de la carrera. De haber echado hacia atrás la moto hasta su posición de partida, no habría sido penalizado.

Y esa penalización con un paso por la calle de talleres fue la que trastocó por completo los planes de Márquez, quien cumplió con la penalización pero regresó a la pista completamente "desmelenado", pues en su afán de recuperar terreno lo más rápidamente posible rozó los límites de la legalidad en más de una ocasión.

Su agresiva remontada le llevó a realizar adelantamientos al límite, como el que protagonizó con Aleix Espargaró (Aprilia RS-GP), que se saldó con un buen susto y la primera sanción de perder una posición, pero como cuando Dirección de Carrera se la notificó en pista ya había adelantado a varios pilotos más, la misma no supuso una gran pérdida y Márquez apenas tuvo que dejar pasar al japonés Takaaki Nakagami (Honda RC 213 V) para volver a adelantarlo.




Su desaforada remontada continuó con la maestría y eficacia habitual en Marc Márquez, pero también con la inefable premisa de "vale casi todo", y así fue como llegó hasta Valentino Rossi y, aunque rodaba casi medio segundo más rápido que él, se equivocó en el momento de adelantarlo y forzó un nuevo y garrafal error que acabó con el italiano por los suelos tras pisar la hierba.

La remontada de Márquez continuó pero todos sabían que habría nueva sanción y habría que esperar la misma. Treinta segundos que le hicieron pasar de la quinta -tras adelantar "in extremis" a Maverick Viñales- hasta la decimoctava plaza.

Paradojas de la competición: justo por delante de Valentino Rossi (decimonoveno), cuyo "asesor deportivo", su íntimo amigo de toda la vida, Uccio Salucci, le negó el paso a su taller tanto a Marc como al representante de Honda, Alberto Puig, y el representante del piloto, Emilio Alzamora, cuando quisieron pedir disculpas al campeón italiano.

Así la carrera tuvo dos focos claros de interés: uno, el que generó con su remontada y los traspiés inherentes a ella, y otro por la victoria, que se decantó del lado del veterano británico Cal Crutchlow.

El director del equipo Movistar Yamaha, Massimo Meregalli, fue muy crítico. "Creemos que la manera de afrontar la carrera de Márquez ha sido extrema. Sabemos que tiene mucho temperamento, pero debe respetar al resto de pilotos y no creo que haya respetado a ninguno. Piensa que está solo y eso no es correcto desde nuestro punto de vista", afirmó Meragalli al micrófono de 'Movistar MotoGP' tras acudir ante los comisarios de carrera. Sobre este encuentro en el que se está estudiando más sanciones al de Cervera, el italiano prefirió "no decir nada" y se limitó a enviar un mensaje. "Si no tomamos medidas este deporte va a ser peligroso. No ha sido solo hoy y podría suceder más veces", sentenció.








Doblete italiano

El italiano Mattia Pasini (Kalex) se adjudicó la victoria en Moto2 y con ello se puso líder del mundial, después de defender su primera posición hasta el último metro de los ataques de sus compañeros de escapada: el español Xavier Vierge (Kalex) y el portugués Miguel Oliveira (KTM). Su compatriota Marco Bezzecchi (KTM) estrenó su palmarés con una victoria en solitario en Moto3 y en el podio le acompañaron el español Arón Canet (Honda), nuevo líder del mundial con cuarenta puntos, diez más que Jorge Martín (Honda), que equivocó su estrategia y acabó undécimo, y el también italiano Fabio di Giannantonio (Honda).
Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Noticias relacionadas

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine