ciclismo

Calmejane gana entre calambres

El joven francés se impone en una etapa muy exigente y en la que los favoritos se guardaron a la espera de la jornada de hoy

09.07.2017 | 02:18
Calmejane celebra su victoria. // Reuters

El francés Lilian Calmejane (Direct Energie) logró una heroica victoria en solitario en la octava etapa del Tour disputada entre Dole y la Station des Rousses, de 187,5 kilómetros, en la que los favoritos firmaron tablas ante la etapa reina del Jura, con Chris Froome al frente.

En una jornada disputada a ritmo frenético, 42 por hora, en un terreno escarpado que acumulaba un desnivel de más de 3.000 metros, Calmejane logró consagrarse en el Tour de Francia al ser el más fuerte del grupo de escapados que marcaron la entrada en los Montes del Jura.

Calmejane, de 24 años, despegó dentro de un grupo de 8 corredores a 17 kilómetros de meta, en pleno ascenso a la Combe de Laisia Les Molunes (1a), cuya cima estaba situada a 12 de la estación invernal. Abrió hueco, aguantó la presión del veterano Robert Gesink y a pesar de sufrir calambres en los últimos kilómetros celebró su primera victoria en el Tour de Francia.

Gesink se quedó con la miel en los labios. Cruzó a 36 segundos del francés de Albi, con el pelotón principal pisándole los talones, con todos los favoritos en el mismo tiempo. El Sky mandó en todo momento y marcó el ritmo del ascenso. Los hombres de Froome pusieron a su líder a buen recaudo y con las mismas diferencias, es decir, 12 segundos sobre su compañero Geraint Thomas y 14 respecto a Fabio Aru.

Tablas en la parte alta, pero la factura de una etapa loca de ritmo endiablado más de uno la puede pagar el domingo en la etapa reina del Jura, donde esperan tres puertos de categoría especial y un descenso suicida desde la cima del Mont du Chat hasta Chambery.

"Ha sido un día muy exigente, de mucho desgaste, hemos ido muy rápido y mañana -por hoy- lo vamos a pagar", vaticinó Alberto Contador en meta. En términos parecidos se pronunciaron algunos de los grandes nombres del pelotón.

El poderoso Sky de Froome dio el visto bueno al proyecto y estabilizó la fuga en torno a los 2 minutos, en espera del último puerto, una dificultad de 11 kilómetros al 6,4 por ciento donde Calmejane tomó la decisión de su vida. Por detrás hubo mucha precaución antes de que la carrera viva hoy una de sus grandes jornadas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine