21 de abril de 2017
21.04.2017
COMPROMISO POR LA TIERRA

Las reinas del hielo

Lago, Romero y García celebran su hazaña en el casquete de Barnes, donde superaron gripe, temporal, whiteout, acantilados e incluso la amenaza de un oso polar que solo conocieron después

21.04.2017 | 10:23
Fin a una exitosa y compleja travesía.
De izquierda a derecha: Rocío García, Chus Lago y Verónica Romero

"Yo he visto cosas que vosotros no creeríais", recita Chus Lago divertida, transformada en el replicante de Blade Runner. No atacar naves en llamas más allá de Orión ni rayos C brillar en la oscuridad cerca de la Puerta de Tannhäuser, sino "estar entre la vida y la muerte en el Everest, las sensaciones brutales de la Antártida, el Khan Tengri encendiéndose al amanecer como una lámpara roja". A ese catálogo de maravillas incorpora los infinitos matices blancos y las aristas imposibles del casquete de Barnes. La mosense Verónica Romero y la granadina Rocío García han protagonizado junto a la viguesa la primera travesía femenina de uno de los lugares más inhóspitos -"y bellos", añade Lago- de la Tierra.

Chus Lago, Verónica Romero y Rocío García reposan en Clyde River, una localidad esquimal en la costa este de la isla de Baffin, al norte de Canadá. Se han instalado en la casa de un particular, que era la mejor alternativa de hospedaje. En el único hotel de Clyde River la habitación cuesta 500 euros por noche "y sin desayuno", se menciona. Las componentes de Compromiso por la Tierra emplean estas horas en organizar su equipaje. Mañana vuelan a Otawa y el sábado, a Madrid. El aterrizaje definitivo en sus hogares dependerá de las combinaciones. Atrás quedan 18 días y 200 kilómetros de travesía por el casquete polar de Barnes. Una experiencia vital "extraordinaria", concuerdan, y un jalón en la historia expedicionaria: son el primer equipo íntegramente femenino que realiza tal gesta. "Estamos tan felices por todo lo que hemos visto, oído, imaginado y vivido que no sé si hay agotamiento. Ha sido un viaje muy intenso", resume Lago.

La travesía del casquete de Barnes, que ellas llaman el "cap", el término inglés al uso, es el segundo episodio de un proyecto que se inició el año pasado con una estancia en los lagos lapones y que debe culminar en 2018 con una odisea de 800 kilómetros por Groenlandia. La mosense Romero ha participado en los dos primeros viajes junto a la viguesa Lago, única aventurera de élite. La granadina Rocío García se estrenaba.

La razón genuina de Compromiso por la Tierra es alertar sobre los efectos del cambio climático, algo que han podido comprobar en Baffin. Los inuits les han hablado de cómo el hielo en fiordos y ríos, antes firme hasta diciembre, empieza a resquebrajarse a finales de octubre. "La regresión era más ligera y en la última década se ha acelerado", informa Chus Lago.

El contacto con la población local ha constituido uno de sus mayores disfrutes. Los inuits se encargaron de transportarlas hasta la zona sur del casquete y de recogerlas en la zona norte. Han podido convivir con ellos en Clyde River, que es "una población joven, artificial, donde han congregado a gente que antes vivía dispersa. Muchos no han perdido su identidad. Se van fuera cuando pueden, a pescar y cazar. Nos han hablado de dónde nacieron, cómo fue la integración en Clyde River, sus tradiciones, cómo eran sus padres y lo orgullosos que se sienten de este lugar. No puedes meterlos en una reserva, como sucedió con los indios", sostiene Lago. La viguesa, aunque haya conocido tantos lugares exóticos, no deja de sorprenderse de la capacidad de aclimatación del ser humano: "Ves a los niños rebozándose en el hielo, con temperaturas que te espantan y te paralizarían. Para ellos la vida sigue como si nada".

El frío ha sido uno de los principales obstáculos. "Nada más aterrizar me di cuenta de que la temperatura aquí era otra historia con respecto a Laponia", compara Verónica Romero. Durante la travesía han soportado medias de entre -20 y -25 grados centígrados. Lago relata: "Te paras un momento a ver el GPS y se te quedan los dedos blancos. Un simple vientecillo te raja la cara".

La principal diferencia, sin embargo, era la inaccesibilidad del casquete de Barnes. "Afrontábamos un viaje en el que no había posibilidad de rescate", destaca Romero. "Eso te pone los pies en el suelo. Es algo serio, otra envergadura". Lago reflexiona desde su largo currículo: "El riesgo es una espada de Damocles que tienes encima de ti todo el tiempo. Aquí no hay campamento base ni otras expediciones a las que pedir ayuda. Todo tiene que estar muy tasado, la comida, el combustible, la rutina. No hay descanso. Y debes acabar cada día con la energía suficiente para beber, comer y montar la tienda. Eso te obliga a cuidarte y cuidar a las demás".

Las componentes de Compromiso con la Tierra se han mostrado en esto metódicas, solidarias e inasequibles al desaliento. "Cada una sabía su papel y lugar", indica Lago, encargada de la orientación, las maniobras técnicas y el liderazgo en general. "Rocío y Verónica son personas fuertes física y mentalmente. No he escuchado quejas más allá de los temores típicos. No he ido con niñas, sino con mujeres hechas y derechas".

Hubo momentos en que esa valentía fue calibrada, como cuando se vieron rodeadas por el "whiteout", una especia de neblina que difumina el horizonte, anulando toda referencia visual. "No ves más allá de un metro. Caminas y la primera hora es igual que la sexta. No puedes usar el GPS porque agotarías las pilas. Tienes que ir pendiente de la brújula, sin levantar la cabeza".

A expensas del viento

A una gripe que debilitó a Lago y a Romero y al caos de los primeros días, mientras Chus cuadraba consejos, datos electrónicos y lo que sus sentidos le transmitían, le siguió un fuerte temporal. Estuvieron tres días sitiadas en su tienda, reconstruyendo constantemente el cercado de bloques de hielo que la protegía. Las rachas de viento alcanzaron los 70 kilómetros por hora. "Si la tienda se hubiese roto, habríamos muerto en 24 horas. En esos momentos, en medio de la nada, eres el capricho del viento, un barco a la deriva. No teníamos ninguna previsión meteorológica y el barómetro siempre estaba bajo. Es cuestión de suerte. Yo soy siempre optimista, pero lo pasé fatal", reconoce Romero.

El casquete de Barnes les reservaba una última prueba. Bajaban de terraza en terraza, ya con el valle a la vista, cuando se toparon con un último precipicio de más de 50 metros de caída. La pared estaba incluso sobreplomada, impidiéndoles asomarse. Abandonaron los trineos. Lago ordenó calzar crampones y empuñar los piolets. Varios kilómetros después encontraron una repisa a solo 15 metros del suelo. "Fue un milagro", asegura Lago, que empezaba a inquietarse, sin confesárselo a sus compañeras. La cuerda que llevaban tenía la medida justa. Lago rapeló una y otra vez, arriba y abajo, para acarrear el material y ayudar a sus colegas. Concluida la tarea, se abrazaron. "En ese momento supimos que lo habíamos superado".

Aún tuvieron que aguardar durante algunas horas por los inuits. Es una zona que ni siquiera los lugareños frecuentan y se perdieron. "Fue una alegría ver las luces de las motos". Los inuits habían descubierto las huellas de las españolas junto al acantilado y las siguieron. Al encontrarlas les dijeron que un oso polar había dejado su propio rastro al lado, "no sé si antes o después", se estremece Lago. "Prefiero no saberlo".

Todo se da por bueno. "Entre lo que imaginamos, vimos y vivimos, ha resultado épico". Lago destaca sobre todo "los impactantes paisajes, fiordos y ríos helados, paredes verticales de más de 1.000 metros, tonos azules y verdes en el hielo... Es como si hubiesen pasado una enorme lija. Por eso la llaman la isla de las piedras planas".

La visita a Baffin incrementa sus ganas de completar el periplo en Groenlandia en 2018. El presidente del Consejo Superior de Deportes, José Ramón Lete, felicitó ayer por teléfono a Lago. Compromiso con la Tierra está incluida en el programa "Universo Mujer", lo que garantiza grandes exenciones fiscales a sus patrocinadores. Y el material humano abunda. Romero anticipa: "Tengo un bajo nivel de grasa. Necesito trabajar mucho para poder someterme a estas temperaturas. He tenido que ralentizar mi metabolismo. Soy autónoma y he reducido mi jornada a la mitad para poder entrenarme. Pero si estoy a la altura, estaré en Groenlandia".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Celta de Vigo

Alba Villar
Los campos de A Madroa renuevan su césped

Los campos de A Madroa renuevan su césped

| Los chicos de las categorías inferiores del Celta estrenarán la próxima...

Madinda pone rumbo a Grecia

Madinda pone rumbo a Grecia

El canterano del Celta jugará la próxima temporada en el Asteras Tripolis, equipo de la Superliga...

Jorge Cuesta dirigirá al Celta Juvenil División de Honor

Jorge Cuesta dirigirá al Celta Juvenil División de Honor

El técnico del Juvenil B la pasada campaña releva en el cargo a De Dios, que sigue en el club

Banquillos de éxito y de renovación

Banquillos de éxito y de renovación

El Celta perdió a los tres entrenadores que brillaron con la celeste en Europa, en Segunda B y en...

Gigante rojo, pequeño celeste

Gigante rojo, pequeño celeste

Marcelo Díaz brilla con la selección chilena tras una irregular temporada en Vigo

Yoel sufre una grave lesión mientras entrenaba por su cuenta

Yoel sufre una grave lesión mientras entrenaba por su cuenta

El exjugador del Celta estará seis meses de baja tras sufrir una triada en su rodilla derecha

Deportes

Imagen del anterior Memorial Quino Salvo
El Barcelona, rival del Obradoiro en el Memorial Quino Salvo

El Barcelona, rival del Obradoiro en el Memorial Quino Salvo

El partido, acto central de la segunda edición, se disputará el próximo 3 de septiembre

Ronaldo no se plantea pagar a Hacienda antes de declarar

Ronaldo no se plantea pagar a Hacienda antes de declarar

La empresa que le representa desmiente el pago inmediato de los 14,7 millones que le reclaman

Cristiano Ronaldo abonará a Hacienda los 14,8 millones

Cristiano Ronaldo abonará a Hacienda los 14,8 millones

El jugador del Madrid abonará la cantidad que le acusan de defraudar ante una posible pena de cárcel

Horarios y dónde ver el GP de Azerbaiyán de Fórmula 1

Horarios y dónde ver el GP de Azerbaiyán de Fórmula 1

La octava carrera de la temporada se disputa este fin de semana en el circuito urbano de Bakú

Diego Piñeiro se estrena con la absoluta

Diego Piñeiro se estrena con la absoluta

Jordi Ribera llama al pivote vigués del Ademar para los amistosos contra Túnez y Catar

Di María pagará 2 millones para no ir a la cárcel

El futbolista defraudó 1.298.989,56 de euros en 2012 y 2013 que ocultó en paraísos fiscales


Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine