Una jornada propicia

El empate del Athletic ante el Granada y la derrota del Sevilla con la Real mantienen al Celta en la quinta plaza

04.04.2016 | 01:40
Gudetti salta para cabecear un balón en el derbi. // R. Grobas

La trigésimo primera jornada de Liga ha sido propicia para los intereses del Celta, que ha acabado por rentabilizar el empate cedido el sábado en el derbi gallego contra el Deportivo. Pese a no lograr la victoria, el conjunto de Eduardo Berizzo, el Toto, se ha beneficiado de los tropiezos de sus dos más directos rivales en la pugna por la quinta plaza, principalmente del Sevilla, que ayer puso fin a una racha de seis meses sin conocer la derrota -el anterior en ganarle fue precisamente el Celta- en el Ramón Sánchez Pizjuán.

La derrota del equipo que dirige Unai Emery frente a la Real Sociedad de Eusebio Sacristán (1-2) y el empate cedido por el Athletic Club en San Mamés frente al Granada (1-1), uno de los equipos de la zona baja de la tabla, permiten mantenerse quinto al Celta, que salva una complicada jornada, con siete partidos aún por delante para cumplir su objetivo.

La única nota negativa para el Celta la puso el Villarreal, cuarto clasificado, que amplía su renta con respecto al trío que pugna por la Liga Europa y consolida sus opciones de disputar la Liga de Campeones la próxima temporada.

La gran sorpresa de la jornada se produjo en el Ramón Sánchez Pizjuán, donde el Sevilla cayó derrotado frente a la Real Sociedad con tempranero gol de cabeza de Markel Bergara y un autogol del polaco Krychowiak. El posterior tanto de penalti Gameiro no bastó para culminar la reacción del Sevilla, a pesar de que el equipo nervionense jugó en superioridad numérica durante 22 minutos por expulsión del autor del primer gol de la Real Sociedad.

Tampoco le fueron bien las cosas al Athletic en San Mamés frente al Granada, que tiró mano de la inspiración de su joven estrella, el venezolano Peñaranda, para rebañar un punto el La Catedral. A 13 minutos del final del partido, Peñaranda igualó el tanto establecido en la primera parte por Lekue.

El Villarreal, mientras, sufrió para remontar en Ipurua ante un Eibar que sigue confirmándose como una de las revelaciones de la temporada. Adrián y Roberto Soldado acabaron dando la vuelta al un marcador que se puso complicado cuando Capa adelantó a los armeros a los 21 minutos de partido. El excéltico Denis Suárez tuvo un destacado papel en la remontada del conjunto amarillo.

A la conclusión de la jornada -resta por disputarse hoy el Levante-Sporting sin trascendencia para los puestos europeos-, el Celta marcha quinto, con 49 puntos, uno más de los que tienen el Sevilla y el Athletic.

Con esta exigua ventaja afronta el cuadro de Berizzo la trigésimo segunda jornada, sobre el papel también bastante complicada para todos los contendientes por una plaza en el continente.

Así, mientras el Celta afronta en El Molinón un partido a cara de perro frente a un adversario que se está jugando nada menos que la permanencia, el Sevilla rinde visita a Mestalla para medirse a un Valencia en horas bajas que está obligado a reaccionar para no complicarse la permanencia en la categoría.

El Athletic, también juega fuera de San Mamés, en este caso en Vallecas, frente a otro de los equipos de la zona baja que necesita sumar imperiosamente para huir del descenso, del que solo le separan dos puntos.

Por encima, el Villarreal se mide a otro de los equipos de las catacumbas de la tabla, en este caso al Getafe, al que recibe en El Madrigal.

Reanudadas las competiciones continentales, el Celta cuenta con la ventaja de sufrir menos desgaste que sus adversarios, que disputan entre semana partidos de la Liga Europa. El Athletic y el Sevilla se enfrentan entre sí el jueves en San Mamés en el primer asalto de los cuartos de final del torneo, mientras que el Villarreal recibe, también el jueves en El Madrigal, al Sparta de Praga en la ida de esta ronda.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine