balonmano - División de Honor Plata Masculina

El Octavio, contra el Blanc i Verd

El cuadro académico intentará lograr su primera victoria como visitante ante el Bordills, en la cancha más caliente de la categoría

14.11.2015 | 02:20
Jabato. // Marta G. Brea

La División de Honor Plata masculina se reanuda tras el parón del pasado fin de semana. El Academia Octavio, que en la octava jornada logró su segunda victoria (22-17 ante el Juanferta), visita en la novena al Bordills, con el que está empatado a puntos. Sobreponerse a la terrible presión ambiental del Palau Blanc i Verd es el gran reto al que se enfrentan los jóvenes discípulos de Jabato.

El entrenador académico aumentó la carga en la preparación física de los jugadores durante la primera semana. En esta ya se ha centrado en la preparación del partido. "El equipo ha hecho un buen trabajo, pero nunca se sabe cómo vas a reccionar después de un parón", analiza Jabato, que explica que era necesario dedicar tiempo a afinar la forma de sus chicos: "Quedan muchos partidos antes de Navidad. Tampoco descansamos mucho después y la liga será larga".

El entrenador no se marca ninguna cifra concreta de puntos en la primera vuelta. "No me quiero obsesionar. Todos los que podamos", desea. "Está claro que hemos perdido puntos con los que contábamos. Pero también hemos ganado otros que nos parecían más complicados. Iremos recuperando gente (Corcera y Silva) y cada vez somos más competitivos".

El Academia Octavio ha recuperado el pulso tras varias jornadas de decaimiento. La escuadra, que bordeó la victoria fuera de casa, en Gijón, en la primera jornada, ha tomado oxígeno en el traslado de Navia al viejo hogar del Central. Allí ha encadenado dos triunfos, que además han coincidido con el regreso de Cerillo. Como visitante, sin embargo, ha estado muy lejos de cualquier opción. Y es un paso absolutamente necesario para alejarse de los puestos de peligro. "Necesitamos recuperar la posibilidad de puntuar fuera de casa, donde el trabajo no nos ha salido", admite Jabato.

Bordills parece una salida asequible si se considera el potencial del anfitrión. Una visión engañosa. La escuadra gerundense se ha apropiado de un lugar estable en Honor Plata gracias a su fortaleza en el Blanc i Verd, "un pabellón como Chapela o incluso más pequeño", describe Jabato. "Se pone a reventar. Eso tiene un lado bueno. Yo he tenido la fortuna de jugar en pabellones llenos. Por desgracia, ahora es difícil encontrar campos así. Le he dicho a los chicos que vamos a disfrutar. Será bonito, aunque el partido se nos pueda poner cuesta arriba".

"El Bordills es capaz de realizar grandes partidos en casa. Se hacen muy fuertes allí. Será complicado", indica el técnico y añade: "Espero un partido a cara o cruz, que pueda decidirse en los pequeños detalles".

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine