atletismo mundial de pekín

La apuesta ganadora de Allyson Felix

La americana gana por primera vez el oro en los 400 metros tras renunciar al 200, su prueba fetiche - Ruth Beitia entra con facilidad en la final de salto de altura

28.08.2015 | 04:55
Allyson Felix entra en la recta final de los 400 metros. // Efe

La estadounidense Allyson Felix, la mujer más elegante que pisa las pistas de atletismo del mundo, añadió el título mundial de 400 metros a su colección de medallas de oro en campeonatos del mundo, que alcanza ya la suma de nueve, tras imponerse en la final con la mejor marca mundial del año (49.26) por delante de la joven bahamesa Shaunae Miller (49.67). Su primer oro en los 400 metros.

Las tres medallas estuvieron por debajo de los 50 segundos. A continuación de Miller arribaron las cuatro jamaicanas, Shericka Jackson (44.99), Christine Day (50.14), Stephenie McPherson (50.423) y Novlene Williams-Mills (50.47).

En sus sextos campeonatos del mundo, Allyson Felix, de 29 años, comparecía con ocho medallas de oro en su historial (tres en 200, cinco en relevos), invicta en tres carreras y una marca de 49.89 en semifinales que reflejaba su buen momento.

Cuatro años antes, en Daegu, Allyson Felix hubo de conformarse con la medalla de plata. En la ciudad coreana intentó el doblete 200-400, pero ahora se ha concentrado en esta última distancia con el propósito de hacerse con su primer título. Un viejo objetivo de esta brillante velocista.

Felix tomó la cabeza desde el disparo y fue aumentando la diferencia con sus rivales de modo que a la salida de la última curva, cuando encaró la meta con la zancada de sus largas piernas, el desenlace de la carrera estaba cantado.

Shaunae Miller, excampeona mundial júnior, había bajado este año por vez primera de los 50 segundos (49.92 en Lausana) y con sólo 21 años aspiraba a plantar cara a la experimentada Felix. Lo hizo, pero 41 centésimas por detrás. El asalto masivo de Jamaica al podio, con cuatro representantes en la final, se resolvió en una medalla de bronce. En el relevo tendrán su ocasión.

Ruth Beitia

La española Ruth Beitia cumplió el pronóstico y se clasificó por la vía rápida para la final de salto de altura en los Mundiales de Pekín, mientras que David Bustos se ha metido en las semifinales de 1.500 metros en una sexta jornada de competición que ha dejado cinco españoles eliminados.

Beitia superó en su primer intento el listón situado a 1.92 metros, la marca que resultó necesaria para acceder a la final que se disputará el próximo sábado (12.30 hora española). Con tres saltos realizados y sin apenas desgaste, la cántabra intentará al menos repetir su bronce de Moscú 2013 en una pelea por las medallas con rivales de relieve como la campeona olímpica Anna Chicherova o Blanka Vlasic.

"Me he visto muy bien, me siento fenomenal. Ojalá pueda pelear por las medallas, creo que estarán cerca de los dos metros", calibró la veterana atleta tras lograr su clasificación para la final.

La otra alegría española de la jornada llegó en el 1.500 metros, donde David Bustos, décimo en la tercera y última serie, logró la clasificación por tiempos para semifinales al parar el cronómetro en 3:38.75. Por contra, quedaron eliminados tanto Adel Mechaal (3:46.05) como Víctor Corrales (3:44.76), penúltimos en sus respectivas series.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine