fútbol - Audi Cup

Ramos desequilibra al Real Madrid

Un fallo del central facilita a Lewandowski marcar el tanto de la victoria del Bayern

06.08.2015 | 02:18
Lewandowski bate a Keylor Navas, durante el partido de ayer en el Allianz Arena. // Jason Cairnduff

El Real Madrid encajó ayer su primera derrota de la pretemporada, después de caer ante el Bayern (1-0) en la final de la Audi Cup, en la que el polaco Robert Lewandowski logró con su gol que el trofeo se quede en el Allianz Arena de Múnich (Alemania).

Esta mala cosecha, sufrida con las bajas de Cristiano Ronaldo y Benzema, truncó la buena racha veraniega del conjunto madridista. Y es que de cara al inminente inicio del curso oficial, los pupilos de Rafa Benítez no conocían la derrota tras haberse enfrentado ya a AS Roma, Manchester City, Inter de Milán, AC Milan y Tottenham.

El nuevo sistema de la 'era Benítez' pasó a un segundo plano, pues ante los alemanes tampoco jugó el galés Gareth Bale. Ayer fue el canario Jesé Rodríguez quien centró la atención del ataque. Sin embargo, el canterano no cuajó una actuación tan destacada como en las semifinales contra el Tottenham. Esta vez disputó los 56 minutos inaugurales con escasa sensación de inquietar al portero local Manuel Neuer.

El encuentro comenzó con un ritmo altísimo, con ambos equipos exhibiendo plantillas de postín aunque con el Bayern llevando la voz cantante. Los jugadores entrenados por Pep Guardiola pronto demostrarían más empeño para gustar a su público.

Tras una primera media hora de vehemencia sin control, Thomas Müller fue el encargado de cristalizar la primera gran oportunidad para abrir el marcador. El espigado delantero alemán culminó con un disparo colocado una buena jugada ofensiva del Bayern, obrada desde la banda derecha pero cuyo lanzamiento raso acabó fuera. .

Navas empezó a tener trabajo, pues al borde del descanso le hizo una notable parada a Mario Götze. La superioridad del Bayern era ya patente y la segunda mitad del partido sirvió para ratificar esa tendencia, durante unos 45 minutos algo más trabados debido a los múltiples cambios que realizaron ambos entrenadores.

Pese a todo, los madrileños no encontraron resquicios para turbar la tranquilidad del entramado defensivo muniqués. El duelo cayó en intensidad, esa que se había derrochado al principio. Los miles de aficionados allí congregados esperaban con ansia que su equipo rompiera el equilibrio, pero eso tardó en llegar. Hasta el minuto 87 no fue capaz el Bayern de atravesar el 'muro' levantado por Navas con sus acertadas intervenciones. Aunque poco pudo hacer cuando Lewandowski remachó un delicioso centro de Douglas Costa, una falta lateral que el delantero polaco aprovechó a bocajarro dentro del área pequeña.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine