Andrés Túñez: "Me voy con la cabeza alta"

El central jugará en Talilandia los próximos tres años - "Es una gran oportunidad", dice

01.05.2014 | 02:00
Andrés Túñez, durante su despedida, ayer en A Madroa. // Marta G. Brea

Andrés Túñez compareció ayer en la sala de prensa de A Madroa para despedirse de la afición del Celta tras desvincularse recientemente del club vigués para probar fortuna en el fútbol tailandés, donde el defensa central canterano jugará las próximas tres temporadas.

Túñez, que esta temporada ha jugado cedido en el Beitar de Jerusalén, de la liga israelí, tras ser descartado en el mes de agosto por Luis Enrique, aseguró que deja el Celta "con la cabeza alta" después de haber contribuido de forma decisiva al último ascenso a Primera División y haber "cumplido el sueño de jugar 30 partidos con la camiseta celeste" en la máxima categoría del fútbol español.

"Los dos momentos más felices de mi vida han sido el ascenso con el Celta y la permanencia que conseguimos la pasada temporada. Fue algo indescriptible. Soy celtista hasta la muerte y éste siempre será mi club, vaya donde vaya," dijo el zaguero compostelano, que consideró un privilegio haber defendido la zamarra celeste durante los últimos once años. "El Celta es mi casa, mi vida, pero estoy contento con la decisión que he tomado. Duele marchar pero la vida es así. Me voy con la cabeza muy alta. Ojalá algún día pueda volver a vestir esta camiseta", declaró.

Andrés Túñez se mostró, sin embargo, muy ilusionado con la nueva aventura que va a emprender en el fútbol asiático y calificó su fichaje por el Buriram United tailandés como una gran oportunidad profesional. "Ir a Tailandia es una gran oportunidad para mí. Mi deseo era dejar al Celta en Primera División y lo he conseguido", dijo.

El zaguero reconoció que en algún momento se le pasó por la cabeza la idea de intentar pelear por abrirse de nuevo un hueco en la plantilla celeste, pero precisó que finalmente lo descartó la entender que su etapa en el equipo de Balaídos había terminado. Y la contundencia con que Luis Enrique prescindió de él le facilitó las cosas. "Él fue muy claro conmigo. Desde el principio me dijo que no iba a tener oportunidades. Y yo entendí su decisión. Son cosas del fútbol que todo jugador tiene que aceptar, pero no he tenido ningún problema con él", explicó.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook

Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine