El viento canario derriba la Masía

Las Palmas cedió el balón al Barcelona, se defendió con orden y mató a la contra

07.05.2013 | 07:34
Los jugadores canarios felicitan a Alejandro Marrero tras la conversión del penalti. // Marta G. Brea
Los jugadores canarios felicitan a Alejandro Marrero tras la conversión del penalti. // Marta G. Brea

las palmas 2
Alexander, Ramirez, Adrián, Álvaro, Nicolás (Héctor, minuto 67), Alejandro (Aridane, minuto 87), Ojeda, Ramirez (Francisco, minuto 61), Kenny, Santana y Sosa (Godoy minuto 81).
barcelona 0
Ondoa, Godswill (Olivan, minuto 71), Costa (Brian, minuto 81), Bagnak, Gafarrot, Samper, Traore, Quesada (Eguene, minuto 69), Herrerea, Calver y Ebwelle (El Maddi, minuto 61).
Goles: 1-0, minuto 68: Alejandro Marrero, de penalti. 2-0, minuto 92: Aridane. Árbitro: Comesaña Bastero, auxiliado por Fojo Rodríguez y Álvarez Calderón. Amonestó a Nicolás, Kenny y Santana por el Las Palmas y a Godswill y Samper por el Barcelona.

La Unión Deportiva Las Palmas protagonizó la primera sorpresa de la jornada de octavos de final de la Copa de Campeones después de eliminar al Barcelona, que llegaba a A Madroa como uno de los grandes favoritos para hacerse con el título. El equipo canario se medirá el jueves en semifinales al Sevilla.

Canarios y catalanes afrontaron el encuentro con excesivas precauciones. El cuadro canario le dejó el balón al Barcelona, que dominaba la parcela ancha del campo, pero sin llevar peligro. El Las Palmas montó dos líneas de cuatro muy juntas que hacían estériles todos los intentos catalanes. Así, los primeros cuarenta y cinco minutos de juego transcurrieron sin pena ni gloria, pues los dos guardametas no tuvieron trabajo y, el poco que tuvieron, lo resolvieron sin problemas.

En la segunda parte la decoración cambió, pues el Las Palmas no se mostró tan defensivo y apostó por salir a la contra para sorprender a una muy nerviosa defensa azulgrana. En el minuto cincuenta y nueve llegó el primer aviso, cuando Daniel Ojeda disparó con potencia y Ondoa despejó con apuros. Dos minutos más tarde, de nuevo Daniel Ojeda se queda sólo ante el portero blaugrana, pero su disparo se estrella en el cuerpo del portero.

El Las Palmas vivía sus mejores momentos, y seis minutos después del disparo de Ojeda, Robert Costa derriba a Alejandro, no dudando el colegiado en señalar el punto de penalti. El propio Alejandro lanzó la pena máxima poniendo en ventaja al cuadro canario. El Barcelona arriesgó jugando con una defensa de tres y poniendo un delantero más, pero prácticamente no inquietaron la meta de Alexander. En el tiempo de descuento, una contra del Las Palmas es finalizada por Aridane subiendo el segundo tanto y certificando la victoria canaria.


Buscador de deportes

Enlaces recomendados: Premios Cine