Miguel Bosé, en acústico

El músico edita "MTV Unplugged Bosé", grabado en la Ciudad de México y que cuenta con un colaboraciones de artistas españoles y latinoamericanos

11.10.2016 | 02:16
A sus 60 años edita un álbum con colaboraciones a uno y otro lado del Atlántico y grabado en México.

Miguel Bosé acaba de sumarse a la lista de protagonistas de uno de los exclusivos conciertos acústicos de la cadena MTV con un recital grabado en Ciudad de México, en el que, en un momento determinado, arremete contra quienes promueven el conflicto, las guerras y las fronteras. "No quiero ni imaginar que las elecciones en EE.UU. Va más allá de mi parcela de ciencia ficción. El mundo entero corre serio peligro si sucede, porque es un demente, un loco, un paranoico, un ególatra y un calígula", ha dicho el músico.

Lo dice solo unos días después de la salida a la calle de esta, "MTV Unplugged Bosé" (Warner Music), su última producción discográfica, sucesora de "Amo" (2014), y solo unos días antes de participar enEE. UU. junto a otros artistas como Juanes o Julieta Venegas "en apoyo del voto latino". "Latinoamérica es un continente que está muy profundamente arraigado en mi corazón. Les debo mucho a todos los países. Como español no llega uno a conocerse del todo hasta que no conoce Latinoamérica y se empapa de ella", afirma.

Este español que nació y reside desde hace años en Panamá (y que posee además la nacionalidad colombiana) hace gala de ese espíritu de hermanamiento y emponderamiento iberoamericano en este disco, repleto de colaboraciones con artistas de uno y otro lado del Atlántico. A sus 60 años, Bosé afronta con este álbum un reto largamente postergado. Fue en 1993, tras grabar "Bajo el signo de Caín" (1993), cuando recibió una primera oferta de la cadena para grabarlo, invitación que declinó durante todos estos años en los que se hizo "un poco el loco".

"No sabía cómo podría traducir mi producción, tan informática, a un mundo acústico; tenía miedo a perder identidad y de que mucha magia se trastocara", reconoce Bosé, que esta vez ha encontrado "el equipo perfecto para hacerlo".

Junto a ellos y una exuberante banda de 21 músicos afronta cambios "en estructuras, tonalidades, arreglos y forma de cantar" en 16 temas, grandes éxitos la mayoría, que abarcan toda su discografía, de 1977 a 2014, y que han convertido por ejemplo "Amante bandido" en un calipso inspirado por "Karme Chameleon" de Culture Club.

Otra gran metamorfosis, huyendo de las versiones previas de "Papito" (2007) y "Papitwo" (2012), se da en "Como un lobo", llevado al ámbito del "chill out", aprovechando la sensualidad del dueto con la mexicana Sasha Sokol.

Sus invitados, dice, son "los que, libres de compromisos, pudieron estar" y los que ante "la situación tan íntima" que planteaba el formato del concierto, "más cercanos podría resultar". En la lista de colaboraciones destaca la del español Pablo Alborán. Bosé anuncia una próxima gira de la que de momento no existen fechas oficiales y que contendrá un importante segmento acústico en su repertorio.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
Enlaces recomendados: Premios Cine