Negociación y oposición

19.10.2016 | 04:55

Entre el 'sí' y el 'no' de Sánchez a Rajoy hay algo que se llama abstenerse: que puede negociarse, por ejemplo, a cambio de modificar la ley Mordaza, un secuestro de la democracia; la ley Wert y, por supuesto, la última reforma laboral del PP. Por poner algunos ejemplos. Sigo.

Y, después, a la oposición: y ver asunto por asunto?, lo cual puede dar lugar a un período interesante a nivel democrático, puede dar mucho juego, no es en absoluto una rendición. Es una etapa distinta. Y a ver.

Incluso, sin negociar nada, pero explicando a los ciudadanos en su caso, dicha situación: también es mejor para todos. Más sensato. Sí.

La única explicación de la postura inflexible, intransigente (algo muy español) de Sánchez, aparte de una cuestión personal con Rajoy (desde el debate a dos, en el que Rajoy estuvo mucho mejor), que también?, es servir de tapón a Podemos, es decir impedir a toda costa que el partido de Pablo Iglesias quede solo en la oposición?, una cuestión nada baladí, quizás negociada con PP y C's, a costa de unas tercera elecciones. Una postura implícita, inconfesable, claro, como tantas cosas.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook
S.P.
Lo malo del embrollo que ha montado la Xunta con la sede de la fundación...
MANUEL BRAGADO
Vigo contou cun gran teatro en 1832. Foi o que na Princesa inaugurou o rico comerciante Velázquez Moreno...
 
Enlaces recomendados: Premios Cine