Blog 
ABRIMOS A MEDIODIA
RSS - Blog de BEATRIZ AROSA

El autor

Blog ABRIMOS A MEDIODIA - BEATRIZ AROSA

BEATRIZ AROSA

CADA DIA ME GUSTA MENOS MADRUGAR. COMO ME GUSTARÍA QUE ME TOCASE EL EUROMILLÓN!!

Sobre este blog de Sociedad

EN REALIDAD, ESTE BLOG ESTÁ ABIERTO A TODAS HORAS, A TODAS LAS PERSONAS Y A TODAS LAS OPINIONES.


Archivo

  • 25
    Junio
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    PRIMEROS AUXILIOS SALVAN VIDAS

     

     

     

     
    Recientemente, durante una comida familiar, el marido de una buena amiga se atragantó. Días después ella me contaba con horror los momentos de pánico que había vivido mientras observaba el incidente, angustiada,  impotente y sin saber qué hacer. Yo , le contesté, tampoco sabría.
    Hace unos días tuve la suerte de asistir a un mini cursillo de primeros auxilios. Me pareció tan importante, tan fundamental y tan interesante que me cuesta creer que no sea obligatorio impartirlo en los colegios al menos una vez en cada año escolar. De hecho creo que en otros países (no sé porqué pero en algunas materias “otros países” están a años luz de nosotros) han realizado vídeos de sensibilización para la población en general.
    Porque, si algo me quedó claro después de ese día, es que actuar de forma adecuada en determinadas situaciones SALVA VIDAS. Y no, no hace falta ser médico ni enfermero para tener esa preparación. Si te toca ser el primero en llegar en un accidente (de tráfico, doméstico, en la calle…) tener claro qué hacer y cómo hacerlo es VITAL.
    Por ejemplo, la reanimación cardiopulmonar ante una persona que está en parada cardiorespiratoria, o sea, que no respira. Si se le practican compresiones torácicas en el pecho de forma regular e ininterrumpida hasta que llegue la asistencia sanitaria, esa persona puede vivir. Y no hay mucho que perder, porque la alternativa está clara, es decir, la muerte.
    En un atragantamiento, como el sufrido por el marido de mi amiga, saber diferenciar en si se trata de un atragantamiento completo o incompleto, saber realizar la maniobra de Heimlich, saber que las maniobras en un bebé son distintas que para un adulto (cae de cajón, parece, pero hay que saber cómo hacerlo), puede suponer la diferencia entre la vida y la muerte.
    Saber como actuar ante una hemorragia grave, una quemadura, cortes o  heridas me parece tan fundamental que, repito, no sé porque no forma parte de la enseñanza obligatoria, digamos, a partir de los 14 ó 15 años, que ya son adolescentes creo que con la madurez necesaria para comprender la importancia del asunto, que los minutos siguientes a un accidente son vitales para las víctimas.
    En el transcurso del cursillo, el monitor nos mostró ese vídeo del que antes hablé, sobre la reanimación cardio pulmonar (con actores y en tono humorístico, pero no por ello, menos instructivo) y otro, esta vez real, de las cámaras de seguridad de un supermercado donde se ve como un niño se atraganta con un caramelo,  no puede respirar (atragantamiento completo) y pierde el conocimiento. Sus padres gritan y corren (nada más lógico) pero no saben como ayudar a su hijo. Por fin, después unos segundos angustiosos, un “anónimo” le practica la respiración asistida. Y tiene éxito. El niño vuelve a respirar. De no haber sido por ese hombre, el chaval había muerto allí mismo, o habría tenido graves repercusiones en su cerebro por la falta de oxígeno.
    Lo que hizo esa persona lo puede hacer cualquiera (con una preparación básica) porque si la ayuda sanitaria tarda en llegar (y todos sabemos que TARDA en llegar) esa vida no se podría salvar. Reaccionar a tiempo y no perder los nervios es fundamental.
    Desde aquí animo a todo el mundo a buscar en youtube videos de Primeros Auxilios Básicos, o a asistir, si es posible de forma presencial a cualquier cursillo que a veces ofrecen entidades como la Cruz Roja, academias o centros de enseñanzas especializados.
    Hay una página de la Cruz Roja, que se llama “Prevención en el hogar” donde explica cómo actuar en esos posibles accidentes domésticos (atragantamientos, cortes, heridas, hemorragias, en la piscina…) de una manera sencilla y entendible. No dejéis de visitarla, por favor. Puede ser alguien de vuestra familia quien lo necesite.
     
     
     

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook