Blog 
ABRIMOS A MEDIODIA
RSS - Blog de BEATRIZ AROSA

El autor

Blog ABRIMOS A MEDIODIA - BEATRIZ AROSA

BEATRIZ AROSA

CADA DIA ME GUSTA MENOS MADRUGAR. COMO ME GUSTARÍA QUE ME TOCASE EL EUROMILLÓN!!

Sobre este blog de Sociedad

EN REALIDAD, ESTE BLOG ESTÁ ABIERTO A TODAS HORAS, A TODAS LAS PERSONAS Y A TODAS LAS OPINIONES.


Archivo

  • 31
    Agosto
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    LIMPIANDO EN PROFUNDIDAD

     

    Recuerdo el primer día de trabajo de una chica que limpiaba en casa de mi madre. Le preguntó: “Señora, ¿qué tengo que limpiar?. Mi madre la miró con cierto recelo y le contestó: “Pues todo lo que esté sucio”.
    Y es que he visto a muchas limpiadoras que limpiaban fatal, hasta el punto de que, observando su pésimo trabajo, te preguntas interiormente:  “Pero ¿cómo coño lo hace ésta en su casa?. Ya me gustaría verla, ya”.
    Creo que una de las cosas más reveladoras en cuanto a la limpieza de una casa es el microondas. Sin fijarse demasiado puedes ver restos pegoteados de los cien platos que se recalentaron en los últimos tres meses.  Como le he oído decir a mi hermana alguna vez: “Pones el biberón a calentar en algún microondas y tienes miedo de pillar una salmonelosis”.
     Otro indicador bastante bueno es el interior de la nevera. Y es que hay personas que no saben que ahí TAMBIEN se limpia, así no encontrarías restos de salsa de tomate pegada, migas de pan resecas de soloDiossabe qué bocadillo y gotas de zumo de naranja del año pasado. 
    Yo no soy ninguna maniática de la limpieza pero hay cosas que son tan EVIDENTES que no se pueden pasar por alto.  Por ejemplo, que dentro del cajón de los cubiertos también se limpia. Que el fregadero también se friega y se deja como los chorros del oro (y no con restos de macarrones con chorizo) y que la taza del wc hay que currársela por dentro, no vale darle más o menos con la escobilla.
     Hace poco, en el pueblo de mis padres,  le pedí prestada a una vecina el cubo de una fregona.  Estaba tan sucio por dentro que parecía negro, en vez del azul celeste original.  Y yo me pregunto: 'Pero es que nadie lo ve???'.  Se lo devolví reluciente, no sé si se dio cuenta, pero yo se lo devolví RELUCIENTE.
    Y la escoba?  La escoba también hay que limpiarla, señores, que yo he visto algunas que han criado una familia de gnomos entre las bolas de pelo y pelusa adheridas en ellas.
    Los interruptores de la luz son los grandes olvidados (allí donde todo el mundo pone, una y otra vez,  sus dedazos más o menos limpios). Como no te ocupes de ellos acaban con un color negruzco que marea.
    En fin, remato con un “poema” que escribí hace muuuchos años porque se conoce que este tema ya me comía el coco de adolescente. Ahí va
     
    EN LA HISTORIA DE LOS GUARROS
    HAY DIFERENTES MATICES
    DESDE EL QUE SE TIRA PEDOS
    HASTA EL QUE SE METE EL DEDO
    EN LAS NARICES.
     
    PERO EL QUE MÁS ME CABREA,
    EL QUE MÁS ME PONE ENFERMA
    ES EL QUE VIENE A CAGAR
    Y NO TIRA DE LA CISTERNA.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook